Después de aceptada la acción de tutela presentada por la
Procuraduría Regional de La Guajira, se prohibió el ingreso de más detenidos a
la Cárcel Judicial de Riohacha.
Esta medida provisional fue tomada en el mismo momento
que se admitió la medida tutelar, que no se permita más presos, porque existe
un alto hacinamiento.
“La tutela fue admitida por el Tribunal Superior de
Riohacha, en estos momentos se hizo un cierre de la Cárcel Judicial de esta
ciudad, no se permite el ingreso de ninguna persona, porque la juez decretó las
pruebas que pidió la Procuraduría y ahora estamos pendientes del fallo final”,
explicó el procurador Regional de La Guajira, Carlos Ramírez Hincapié.
Ahora le corresponde al Instituto Nacional Penitenciario
y Carcelario, Inpec, establecer una serie de medidas para hacer traslados y no
autorizar la llegada de prisioneros desde otros centros carcelarios del país.
“Esperamos el tramite que debe hacer en esta instancia
judicial, donde se determinará que debe hacer el Inpec, como es primero,
trasladar las personas y segundo corregir las deficiencias en cuanto estructura
y logística que debe tener la cárcel aquí en Riohacha”, informó Ramírez
Hincapié.
Para el ministerio público, el hacinamiento existente es
de 538 por ciento, que la convierte en una de las más altas del país y los
derechos de los reclusos se han vulnerado como persona.
“En la actualidad hay en el centro carcelario de Riohacha
562 personas, cuando es un lugar diseñado para albergar a 90 y ahora la juez
acogió la solicitud de la Procuraduría, cerrando de inmediato la cárcel”,
afirmó Carlos Ramírez.
De acuerdo con el procurador Regional de La Guajira, el
cierre a la Cárcel Judicial de Riohacha, deben servir para establecer la
mejoría de las instalaciones y la resocialización de los internos.
-Publicidad-
Compartir