El Guacaqueo y la Violencia

“Hago el noveno sabroso y en el décimo sonrío”

En su despliegue de habilidad para componer y su sabiduría para la prosa, el verso y la rima, incluyó Leandro Díaz la expresión que antecede, “El Bozal” incluido por Diomedes y Colacho en el LP “Todo es para ti” en el año 1982, en la cual le mete su fuetera a los cantantes modernos que no sabían cantar merengues, ni aprenderán, menos mal que Poncho anda cantando como en la plenitud de su primavera, Oñate no baja línea, Villazón está en su segunda juventud, Beto se mantiene en lo suyo y Silvio está en un momento musical esplendoroso, da gusto verlo cantar, y al lado del pangue están cortando rabo y oreja, pa que chupen.
Recordé esa canción mientras reía escuchando a Álvaro Martínez Redondo en una catilinaria de chistes que de vaina no me hizo cuartear los labios, porque el que seguía era siempre mejor que el anterior, decía yo entonces que “el humor es el bozal para todos los delirantes violentos”, Leandro Díaz dice en su disco “el merengue es el bozal de los cantantes modernos”.

Dice  la Revista Selecciones que la risa es el remedio infalible para la vida, yo lo completaría, porque también lo es para  la amargura, la tristeza, el guayabo y la pingarria, porque  tiene la particularidad de alegrar el corazón, y hay sonrisas  que permiten describir a la persona de los talones a la mollera, por ella sabe uno si la gente es sincera y también a quien bailaron chiquito y a quien no.

Martínez quien antes de ser cuenta chistes y narrador de anécdotas fue futbolista, con las uñas, con precarios medios y con una chispa  que no se apaga recorre la Guajira y otros Departamentos de la Costa de punta a punta, haciendo reír a la gente lo cual tiene un mérito de dimensiones insospechadas en un país, donde fuimos nacidos y crecidos oyendo hablar de violencia.

Hemos sido enterados que para el 29 de mayo próximo está prevista la realización del sexto encuentro del “Guacaqueo del humor” en la ciudad de Riohacha lo que sin duda será un bálsamo de alegría, y una contribución a la paz que en La Guajira se necesita, en forma  urgente y prioritaria, hoy cuando, los rumores, los anuncios apocalípticos la desaparición misteriosa de niñas y los asesinatos de mujeres pretenden arrinconar a la gente decente que gracias a Dios es la mayoría.

Hoy cuando uno se tropieza con tanta gente amargá que andan por el mundo en dos patas porque ven a las gallinas, que con dineros de dudosa procedencia atropellan y con falsas influencias humillan a los ciudadanos inermes, esas manifestaciones culturales, esos derroches de expresión oral merecen no solo el respaldo, sino el reconocimiento de la gente que vive de lo que honestamente trabaja, estos eventos le quitan clientela a las cantinas donde tanta gente atenta contra su organismo y de allí salen a atentar contra el orden público, obnubilados por la borrachera usual en un país que como decía Jorge Eliecer Gaitán es esencialmente cantinero, porque en la mañana se invita a las madres a llevar los pelaos a vacunar, y por las noches se les invita a los padres a comprar licor, porque si ellos no consumen no habrá platas para las vacunas.

Álvaro
Allí estaremos…

Escribió Luis
Eduardo Acosta Medina
Twitter
@NeneAcostaM

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here