-Publicidad-
Sonia Bermúdez no
cesa de luchar por lo que ella considera “sus muertos”. ‘El angel de los N.N’
como muchas veces se le ha llamado a esta asistente forense
y profesional en Tanatopraxia, hoy manifiesta su inconformidad ante un problema
vigente con el predio donde se encuentran sepultados los N.N del Departamento.

En el año 2011 la
empresa Interaseo apareció con unas escrituras de una supuesta compra que
habría realizado, pero un movimiento desconocido le quitó la propiedad del
respectivo predio. “Hoy día ese terreno ya no pertenece a Interaseo sino a una
señora de nombre Amparo Cecilia Restrepo Ruiz que por lo que veo como que se la
tragó la tierra porque ni la oficina de Instrumentos Públicos ni el municipio
de Riohacha saben quién es ella”, afirmó Sonia.
En estos momentos
Sonia espera que el alcalde Rafael Ceballos aclare la incógnita de este predio
donde se han sepultado
alrededor de 50 muertos cuyos
familiares no aparecieron para reclamar sus restos.
La fundadora y
directora de la fundación Gente Como Uno asegura que las reclamaciones que
manifestaba antes por culpa de jóvenes que lanzaban piedras contra las bóvedas ahora son parte del pasado; sin embargo, no
descarta la posibilidad de que vuelva a ocurrir. “Hasta el momento no se ha
vuelto a presentar esa situación que me tenía bastante preocupada. Igual hago
el llamado para que haya respeto porque los cementerios deben ser considerados
patrimonios porque ahí es donde realmente reposan los despojos de la familia
nuestra”.

Sonia Bermúdez
busca la manera de organizar y mejorar las condiciones del cementerio central
junto con el sacerdote de la catedral Nuestra Señora de Los Remedios, Jefferson
Ariza. Ella señala que el deterioro es notable y que muchas personas
inescrupulosas realizan cualquier actividad sin respeto alguno por la memoria
de los fallecidos.
Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here