Armando Gutiérrez Casado, un cesarense con corazón guajiro

-Publicidad-

Armando, La Guajira está virgen y te necesita, le dijo un amigo. Ha sido condecorado por el Municipio de Maicao por el aporte que le ha hecho a la sociedad.

Un odontólogo que vino a Maicao con una misión profesional y se amañó tanto que no regresó más a su tierra, aquí se realizó como profesional y edificó su vida.

Armando Gutiérrez Casado, un profesional de 81 años que durante 55 años se ha dedicado a velar por la salud oral de miles de pacientes guajiros.

Recuerda con alegría que su llegada a La Guajira fue gracias a la llamada de un colega, quien le dijo que era preferible ejercer el año rural en el departamento, en vez del centro asistencial donde laboraba en el Magdalena Medio.

“Él me mandó un telegrama en el año 62 con una oferta muy llamativa, decía: Armando, La Guajira está virgen y te necesita. Un profesor de la universidad me dijo que acá pagaban dos mil pesos, cuando en ese entonces yo me ganaba 500 donde trabajaba”.

Cual fue la sorpresa para este odontólogo al saber que ese dinero prometido era solo un comentario ilusorio. Solo 750 pesos harían parte de su próximo sueldo.

“Me dijeron que el jefe se ganaba 950, entonces yo no podía pretender ganarme dos millones pesos. Se me vino un frío al cuerpo y me vi precisado a aceptar”, indicó Gutiérrez Casado.

Armando asegura que a pesar de las dificultades, ha podido asistir a congresos y eventos organizados por la federación odontológica colombiana. Todas estas experiencias le han servido para crecer como profesional.

“Yo le decía al gerente del Seguro Social que necesitaba los medios para trasladarme a esos eventos para aprender y traer nuevos conocimientos aquí a Riohacha y él en esa ocasión me permitía ir”, puntualizó Armando Gutiérrez Casado.

En cada congreso se encontraba con colegas guajiros que laboraban en centros asistenciales Barranquilla. De estas reuniones, lograron aunar esfuerzos para crear la Seccional Guajira de la Federación Odontológica Colombiana en el año 1968.

Con el paso del tiempo se ha convertido en un referente para los odontólogos del país, este hombre que igual ha representado a La Guajira en diferentes seminarios en Colombia y el Mundo. Ha recibido reconocimientos en diferentes lugares y condecorado por el Municipio de Maicao en el año 2014.

Armando recuerda este hecho con orgullo, sabiendo que hasta ahora lo recuerda como un significativo aporte que ayudo a mejorar la calidad de los servicios odontológicos del departamento.

Armando está casado con Magola Villamizar de cuya unión nacieron cuatro hijos: Dinhora, Jorge Hiran, Armando y Yadira Gutiérrez Villamizar.

-Publicidad-

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here