-Publicidad-

Cerrejón obtiene reconocimiento ambiental BIBO de El Espectador y WWF con la rehabilitación de tierras

Lina Echeverri, Vicepresidente de Asuntos Públicos y Comunicaciones y Gabriel Bustos, Gerente de Gestión Ambiental de Cerrejón.

Como  aliado en la protección y conservación del medio ambiente, Cerrejón recibió el reconocimiento ambiental BIBO del diario El Espectador y WWF en la categoría de Desarrollo Sostenible, en su sexta edición, con el programa de rehabilitación de tierras, pionero en el país y desarrollado desde hace más de 25 años.

Con este programa, la multinacional ha rehabilitado más de 3.660 hectáreas, en áreas donde anteriormente se desarrollaban actividades mineras a cielo abierto. A estas tierras regresó la fauna y la arborización parecida a la que había antes de la explotación.

BIBO, “un compromiso para vivir mejor”, es una iniciativa de El Espectador, el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) y sus aliados Isagen, Equidad Seguros y el Grupo Argos, con la que anualmente buscan resaltar y dar a conocer las mejores prácticas medioambientales de diversos sectores: empresarial, institucional, académico y público, en aras de la construcción de una sociedad encaminada a generar condiciones de vida aptas y sostenibles para las próximas generaciones.

“Nosotros creemos en estas iniciativas y estamos seguros de que también es importante mostrarle a la gente, los programas ambientales que desarrollamos las empresas, sobre todo las mineras para mejorar la percepción que se tiene de las mismas”, manifestó Gabriel Bustos, gerente del departamento de Gestión Ambiental de Cerrejón.

Con el Programa de Rehabilitación de Tierras, la empresa busca promover prácticas conservacionistas, mediante la recuperación de las tierras intervenidas por la minería, manteniendo la dinámica, estructura y funciones ecosistémicas para contribuir a la región con tierras sostenibles.

A la fecha se han sembrado en las áreas de rehabilitación más de 1,5 millones de  árboles de 40 especies nativas pertenecientes al bosque seco tropical, entre las que encontramos especies amenazadas como el Guayacán, Puy, Carreto, Ébano, Corazón Fino, Ollita de Mono.

“Nos encontramos felices de haber obtenido el primer puesto en los reconocimientos BIBO 2016 en la categoría de Desarrollo Sostenible, es un premio al trabajo constante y permanente, y es una apuesta de largo plazo para recuperar todas las tierras que hemos intervenido con nuestra actividad minera”, afirmó Lina Echeverri, vicepresidente de Asuntos Públicos y Comunicaciones de Cerrejón.

A estas zonas, han retornado especies de fauna silvestre, que espontáneamente se han ido estableciendo y conservando como; el venado cauquero (Mazama guazoubira), oso mielero (Tamandua Tetradactyla) tigrillo (Leopardus Tigrilus), morrocoy (Chelonoidis Carbonaria), gavilán (Falco Sparverius) y poblaciones importantes de aves, insectos, anfibios y reptiles.

Desde hace más de 30 años, Cerrejón trabaja en iniciativas ambientales encaminadas a proteger y preservar la biodiversidad de la región.

Dejar respuesta