-Publicidad-

Usuarios solicitan más responsabilidad al operador Aguas de la Península

En la carrera 16 con calle 12, zona del mercado público de Maicao, se encuentra un hueco desde hace varias semanas, que es un inminente peligro para los transeúntes y dueños de vehículos.

Por: Alcídes Alfaro – Corresponsal Maicao

Varios sectores de la comunidad fronteriza se encuentran molestos con la empresa operadora Aguas de la Península, encargada de los servicios de agua y alcantarillado de la ciudad.

Dicen por ejemplo, que en la carrera 16 con calle 12, zona del mercado público se encuentra un hueco desde hace varias semanas, que es un inminente peligro para los transeúntes y dueños de vehículos. Aseguran que en días pasados cayó un camión quedando atrapado por varias horas.

Producto de fugas, aguas blancas, también se observa en este sector de Maicao.
Producto de fugas, aguas blancas, también se observa en este sector de Maicao.

Otros usuarios consultados por este LaGuajiraHoy, han calificado de negligente a la empresa operadora, ya que según ellos ha sido inferior a su responsabilidad de mantener un ambiente sano con relación a las aguas servidas sobre la calle 6 cerca de la carrera 3, justo donde está ubicada una institución educativa y donde los malos olores no permiten una buena concentración de los estudiantes y en la mayoría niños de corta edad.

En otro sector de la ciudad como lo es la Urbanización Mareigua, los moradores se quejan que el servicio de agua por tubería solo llega en algunas casas. Esta situación se repite en múltiples barrios de la ciudad, donde el servicio es precario, no se presta o no llega nunca, pero en cambio los recibos facturando el servicio si llega mensualmente y en la mayoría de los casos con la sentencia de cobro jurídico si no se acercan a cancelar o a programar sus pagos por cuotas.

En su turno, la empresa aduce que en el caso de la distribución del líquido por tubería, se lleva a cabo a través de un programa de sectorización y que este está sujeto a modificaciones por revisiones de campo, suspensión del servicio por fuerza mayor, como fugas o averías, problemas por caída del caudal, trabajos en la línea de conducción en la planta de tratamiento donde se requiera el cierre de las estructuras, fallas de energía u obras del sistema de acueducto.

El robo de las tapas de los registros del agua, tiene también azotada a la empresa, la mayoría de estos equipos que se instalan en la parte externa de las viviendas y negocios han sido hurtados y vendidos en las chatarrerías a precios totalmente ínfimos en comparación al costo real.

Compartir

1 Comentario

  1. las empresas de agua en la guajira siguen el modelo español de expoliacion y saqueo,que sin prestar ni siquiera un regular servicio cobran cifras astronomicas mensualmente y los guajiros mientras tanto,con sed,viendo a unos zanganos disfrutar con el dinero que sacan de los bolsillos ajenos

Dejar respuesta