Vecinos del barrio Tawaira en la comuna 10 de Riohacha, hacen un llamado de alerta ante la problemática que se les avecina. Con la llegada de las lluvias la red de alcantarillado siempre colapsan, pero este año se suma la puesta en funcionamiento de la tubería que conduce las aguas residuales que, de acuerdo al proyecto, llegará a las redes del barrio que actualmente están tapadas.

La presidenta de la Junta de Acción Comunal, Yajaira Lucia Gutiérrez, junto a los moradores del barrio están alertados por la llegada del invierno y por la cercanía de la fecha en que la empresa Asaa pondrá en funcionamiento la tubería de vaciado de los tanques de agua residuales. Su preocupación ha aumentado, ya que según el proyecto serán 12 litros de agua por segundo que entraran a la red de alcantarillado que lleva más de 20 años sin mantenimiento.

“Constantemente hay mal olor porque las tuberías están tapadas y cuando llueve los baños se rebosan, ahora con el agua de los tanques el daño será peor” manifestó Yajaira Lucia Gutiérrez presidenta de la Junta de Acción Comunal, quien junto a otros representantes de la comunidad, acordaron con la empresa el mantenimiento de los manjoles pero aun no la han realizado.

-Publicidad-

Expresan que al percatarse de la dirección que llevaba la tubería solicitaron a Asaa revisar y corregir la obra a tiempo, “ellos enviaron a la ingeniera a supervisar, quien manifestó que todo estaba bien y continuaron con la obra pero eso no es cierto y nos preocupa el problema sanitario que se puede presentar”, expresó Yajaira Lucia.

Dicha tubería corresponde a la obra ejecutada por Asaa en los tanques de aguas residuales, cuyo vaciado se hará por las conexión que inicia en la calle 72 hasta la calle 46 con carrera 7H, donde se desvía a las tuberías del barrio Tawaira que, según los vecinos, tiene ocho tramos tapados.

Efraín Nicolás Medina Romero, morador del barrio, manifiesta que de acuerdo a la normativa las aguas residuales no pueden verterse en el alcantarillado y expresa que Asaa está incumpliendo la norma y el Distrito debe tomar medidas de sanción y solución para la comunidad.

Ante la preocupación, la Junta de Acción Comunal, envió un derechos de petición a la empresa Asaa y a la Alcaldía solicitando cambio en las tuberías de las redes de aguas negras pero ambos entes se libraron de la responsabilidad lanzándose la ‘bolita’ uno al otro.

La comunidad hace el llamado a la Administración Distrital y la empresa Asaa, para que tomen las precauciones antes que se produzca el daño, pues, consideran que se deben realizar cambios de la red de alcantarillado porque el tipo de material está deteriorado obstaculizando el fluido de aguas negras y constantemente emite malos olores y desbordamiento en los hogares.

-Publicidad-