Propietarios de estaciones de servicio protestaron ante el edificio de la Gobernación, exigiendo control en la venta irregular de combustible de contrabando.

Con pancartas y arengas, los trabajadores de las Estaciones de Servicio llegaron a las instalaciones del Palacio de La Marina en Riohacha, exigiendo la presencia del gobernador encargado Weilder Guerra Cúrvelo, para exponer su problemática y buscar pronto soluciones a la crisis económica que atraviesan.

A causa del aumento de contrabando y el expendio ilegal de gasolina, los proveedores de combustible legalmente registrados en el departamento, hoy registran millonarias pérdidas. Así lo confirmó, Julio Restrepo, uno de los voceros.

“Es lamentable que estén los contrabandistas por todas partes y no haya autoridad; vemos como 20 retenes desde Maicao hasta La Jagua del Pilar y se sigue proliferando la venta ilegal de gasolina. Estamos en quiebra total, seguimos pagando impuestos y con nuestro trabajo el Gobierno está recibiendo una sobretasa, pero nosotros estamos muy afectados”, afirmó.

-Publicidad-

Los manifestantes decidieron bloquear las puertas de entrada y salida del Palacio de La Marina, pero a los pocos minutos la Policía recuperó el control con algunos efectivos del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad).

De inmediato acudió el secretario de Gobierno Departamental, Francisco Robles Chávez, para anunciarles que el Gobernador los atendería en las horas de las tarde.

Mientras esperaban al mandatario, otra de las voceras de este gremio, Rosario Enríquez, manifestó con vehemencia que es indispensable una reunión con entidades del Gobierno Nacional para solventar la crisis.

“Que nos traigan al Ministro de Minas, al Ministro de Hacienda, al Director de la Dian, al Ministro de Defensa y al Vicepresidente. El gobierno a Cúcuta le aumentó los cupos y a nosotros no, porque dicen que no tenemos ventas, pero cómo vamos a vender si un galón de ACPM lo consiguen mucho más barato de lo que nosotros lo vendemos; tenemos precios reglamentados por la ley y los pimpineros lo venden al precio que se les antoja”, expresó.

Alrededor de 190 estaciones de servicios se están viendo afectadas por el contrabando de gasolina. De estas depende el sustento de alrededor de más mil familias en el departamento.

Cabe anotar que al cierre de la edición, se llevaban a cabo los diálogos en la Casa de Gobierno.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here