Las pozas sépticas están rebozadas y ya comienzan a salirse por las calles.
-Publicidad política pagada-

Debido a la falta de redes de alcantarillado sanitario, los moradores del barrio Villa Victoria, comuna 8 de Riohacha, observan como todos los días las pozas sépticas de sus viviendas que almacenan las aguas residuales, se desbordan con facilidad hacia las calles destapadas de esta comunidad.

Este hecho genera pequeñas corrientes de un líquido oscuro y maloliente que se pasea por las destapadas calles del barrio, la mayoría de las pozas sépticas ya no dan abasto. El desbordamiento es continuo  y ante la falta de recursos económicos para la evacuación controlada de las aguas, los residentes deciden dejar correrlas por las calles.

Norca Mier, presidenta de la Junta Comunal de Villa Victoria

Norca Mier, presidenta de la Junta de Acción Comunal del barrio, asegura que hace dos años, se realizaron varios trabajos de instalación de tuberías del alcantarillado sanitario, pero aún no hay soluciones concretas.

-Publicidad-

“Nosotros le hemos exigido a las autoridades en múltiples ocasiones que le brinden las soluciones de alcantarillado, no solo a la comuna 10, sino también a la ocho, la cual sufre de igual forma por la cuestión de las pozas sépticas. Le hemos dicho a la alcaldesa que el desarrollo se atrasa debido a la carencia del alcantarillado”, señaló.

En referencia a las obras de alcantarillado sanitario, William García, gerente de Asaa, señaló que efectivamente, en el 2016 se empezaron a ejecutar las obras de la línea de conducción que va enlazada al Distrito Sanitario 5 y 6. Parte de las tuberías fueron instaladas en el subsuelo del barrio.

“Es una obra que aún no está terminada porque falta algo tan importante como la laguna de oxidación, lo cual ha ralentizado las obras de alcantarillado en varias comunas e impedido el desarrollo de la ciudad. Como empresa estamos prestos a la limpieza de pozas sépticas, por iniciativa del Distrito. Iniciamos con 500 el año pasado en la comuna 10  y este año continuaremos ese proceso”, aseguró García.

Las pozas sépticas ubicadas en el frente de las casas

Los moradores de Villa Victoria agregan que tras los trabajos, el contratista dejó las calles ahuecadas, lo que los ha obligado a rellenarlas para un mejor tránsito de vehículos y para evitar afectaciones por aguas lluvias.

-Publicidad-