Varias personas que en su mayoría pertenecen a la etnia Wayúu, recopilan plásticos, vidrios y botellas, sin ningún tipo de medida sanitaria que los proteja de infecciones o enfermedades.
-Publicidad-
-Publicidad política pagada-

Un preocupante panorama se percibe en el basurero de Riohacha, al ver como varias personas, en su mayoría de la etnia Wayúu, recopilan plásticos, vidrios y botellas, sin ningún tipo de medida sanitaria que los proteja de infecciones o enfermedades.

Todos los días, rodeados de malos olores y de aves de carroña, los recicladores realizan su labor, escogiendo los materiales de manera minuciosa. Mientras escarban, se encuentran con alimentos en mal estado, animales en descomposición y otro tipo de elemento maloliente que deben soportar mientras recolectan cartón, vidrio, papel, chatarra y otro tipo de material reciclable.

Mayra Sarmiento

Algunos recolectores pertenecen a la Asociación Alijuna y Wayúu de recicladores de La Guajira, Asoarwaregua, otros pertenecen a la asociación Recicaribe. Cada una de estas entidades busca dignificar su trabajo, para que no sean discriminados y estigmatizados por la sociedad.

-Publicidad política pagada-
-Publicidad-

Una de las recicladoras es Mayra Sarmiento, quien ha ejercido esta labor por aproximadamente 11 años, asegura que la labor empieza a las 6:00 a.m. Y termina a las 4:00 p.m. Manifiesta que ahora en el basurero se puede trabajar de forma efectiva, vender los productos que se reciclan, sin embargo, deciden no protegerse contra enfermedades.

“Nosotros trabajamos así sin protección porque ya estamos acostumbrados  y eso no nos ha afectado mucho”, señaló. Sin embargo, ninguno está exento de padecer cualquier tipo de afectación física. Sin saberlo, están propensos a sufrir infecciones gastrointestinales, infecciones respiratorias, erupciones en la piel, entre otros malestares.

Quienes trabajan allí no se cubren del fuerte sol usando bloqueador o crema protectora alguna; en cambio, se protegen la cabeza con trapos, pasamontañas o pañuelos. No usan tapabocas, ni guantes especiales, solo sus propias manos descubiertas, con una sujetan un gancho de hierro para ir escarbando y con la otra simplemente agarran lo que les es útil para reciclar.

-Publicidad-
Loading...

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here