En la mañana de este sábado, un niño y su perro iban cruzando la carretera en el corregimiento de Tigreras, cuando un vehículo desconocido que venía a alta velocidad, pasó cerca de los dos y logró embestir a la mascota, causándole la muerte inmediata.

Ese fue el hecho que obligó a los pobladores a exigir reductores de velocidad que deberán ser colocado lo antes posible, antes de que se presente una tragedia.

A los pocos minutos de lo sucedido, los vecinos decidieron bloquear la vía por varios minutos, para reafirmar a través de esta protesta, lo que vienen solicitando desde hace tiempo, al Distrito de Riohacha.

-Publicidad-

Federico Bermúdez, líder del corregimiento, señaló que la comunidad ha venido exigiendo a las autoridades reductores de velocidad porque a diario, los moradores cruzan la carreteras en sus actividades diarias.

“El mayor riesgo lo corren los niños, porque ellos no tienen el mismo cuidado y son más vulnerables. Diariamente para ir a sus lugares de estudio o sus hogares deben cruzar a pesar de la imprudencia de los conductores”, señaló.

Cuando la Policía llegó al lugar para controlar la situación, los inconformes manifestantes alzaban su voz de protesta por la imprudencia de muchos conductores que no respetan los límites de velocidad y por la no instalación de reductores de velocidad.

Este medio trató de comunicarse con el director del Instramd José Vicente Cotes, para conocer su versión, pero no fue posible.

-Publicidad-
Compartir