Los jóvenes venezolanos, sorprenden a los riohacheros en la plaza Padilla de Riohacha tocando un ritmo musical diferente, interpretado con instrumentos de percusión por un grupo de cinco menores, procedentes de Maracaibo, Venezuela.
-Publicidad política pagada-

Sorprendidos se mostraron ayer los ciudadanos que rondaban por la plaza Padilla, en el centro de Riohacha al escuchar un ritmo musical diferente, interpretado con instrumentos de percusión por un grupo de cinco menores, procedentes de Maracaibo, Venezuela. Los admirados espectadores escuchaban la gaita zuliana, tradicional del vecino país.

En vez de acudir a la mendicidad, en el que siempre obtienen el rechazo constante de los guajiros, daban a conocer sus dotes artísticos. El público se acercaba a ellos y les daba dinero de forma voluntaria, al deleitarse con su magistral presentación.

Marco González, quien interpreta la tambora, asegura que todos son familia, hermanos y primos, quienes llegaron hace dos días a Riohacha, después de haber pasado varios días en Maicao.

-Publicidad-

“Tocamos en el centro y en el mercado de Maicao, después nos venimos para acá. Planeamos estar como uno o dos meses aquí tocando”, señaló.

Con un serio semblante, Marco manifiesta que lo están haciendo por necesidad, buscando salir adelante, en medio de la crisis que afronta el vecino país.

Además de dinero, en la plaza Padilla les regalaron helados, cocos, y uno que otro alimento.

Cabe destacar que la Gaita Zuliana es un género musical original del estado Zulia en Venezuela, declarado Bien Patrimonial de Interés Cultural y Artístico de Venezuela. Se ejecuta de forma constante en los estados: Zulia, Falcón y Trujillo. Utiliza instrumentos como el Furruco, cuatro, maracas, charrasca y tambora, entre otros.

-Publicidad-