Por Astrid Castillo López.

Los maestros son considerandos parte fundamental de la sociedad son quienes tienen la tarea de guiar, ayudar a transformar ideas que fomenten el desarrollo y crecimiento integral de una persona.

Omaira Isabel Ibarra Bouriyú, licenciada en etnoeducación y proyecto social egresada de la Universidad de La Guajira, quien inició  su labor como docente en la institución Denzil Escolar desde hace 20 años.

Omaira Isabel Ibarra Bouriyú
-Publicidad-

Mientras cumplía con su labor docente, realizó una especialización en pedagogía de la recreación ecológica en La Universidad Los Libertadores, actualmente está culminando una maestría en educación con La Universidad Tecnológica de Pereira.

Ibarra Bouriyú destaca que uno de sus principales objetivo es sacar a sus estudiantes adelante para que sean unas personas de bien, encaminándolos a cumplir sus metas.

Esta mujer señaló “escogí esta carrera por vocación, desde niña ese era uno de mis sueños y lo logré con esfuerzo y dedicación” enfatiza que el papel del  docente no es  solo dirigir a los estudiantes en unos procesos académicos, sino orientarlo a ser respetuosos, responsables, tolerantes, motivarlos a lograr a ser unos profesionales y llevar una calidad de vida.

Eider José Mejía Guerra.

Por su parte, Eider José Mejía Guerra, riohachero de nacimiento a los veintiún años obtuvo la licenciatura en Ingeniería de Sistemas en la Universidad Autónoma de Bogotá, realizó una maestría en Informática Educativa en la Universidad Rafael Belloso Chacín y una especialización en con la Universidad de Santander.

Su primera experiencia como docente fue en una universidad cuando lo invitaron a realizar unas vacaciones, ahí empezó el amor por la educación, por ello realizó un curso como normalista superior y comenzó a impartir clases en la universidad.

Desde hace 13 años forma parte de la comunidad educativa Denzil Escolar y se destaca como docente en el área de tecnología e informática.

Alex Prentt Marín

Para Eider José, el maestro tiene una labor importante pues debe guiar a los alumnos hacia un futuro para ellos y la sociedad en la cual se desenvuelven, generando el cambio deseado por  la comunidad “no solo cambiamos vida cambiamos el pensamiento de la humanidad”.

Alex Prentt Marín es barranquillero y llegó a Riohacha con ganas de trabajar y  el deseo de transformar la mentalidad los niños, niñas y adolescentes a través de la docencia, en 1993 recibió su titulación  a través de La Universidad del Atlántico.

Empezó como docente en la Institución Educativa Remedios Catalina Amaya como titular del área de ciencias sociales y desde hace 21 años se desempeña como docente en el área de ciencias sociales y democracia en la Institución Educativa Livio Reginaldo Fischione.

Prentt Marín señala que ha desempeñado una labor intachable frente a los procesos pedagógicos docente, caracterizándose  por su seriedad y responsabilidad. De igual modo, destaca su método de enseñanza es amor sembrando semillas de paz y bien para la sociedad.

Un grupo de docentes de la I.E. Denzil Escolar en compañía del rector Diomedes Ordoñez de la Cruz.

Fue el mentor de la promoción 2017 y logró un alto desempeño en las pruebas saber 11 “sin la ayuda de todos los docentes esto no hubiera sido posible” para él la continuidad en los procesos pedagógicos si dan resultados.

El maestro Alex destaca que ha alcanzado una gran experiencia en el campo educativo por ello agradece al pueblo riohachero que lo acogió y le brindó la oportunidad de ejercer esta profesión.

-Publicidad-