La reunión se realizó en la Cámara de Comercio de La Guajira.

Por Jefry Machado González.

La presencia de los venezolanos sigue causando molestias en los “patrones” de negocios en Riohacha. Esta vez, los comerciantes del Distrito pidieron reunirse con los representantes de la Cámara de Comercio para buscar las posibles soluciones que los aqueja.

Alrededor de 15 empresarios asistieron a la convocatoria de la Asociación de comerciantes de Riohacha para realizar una mesa de trabajo y buscar las vías a resolver los inconvenientes que ellos están presentando con la Dian, en materia de supervisión legal e invasión de espacio público por venezolanos.

-Publicidad-

Esta situación incómoda se vive desde que comerciantes del vecino país albergaron sin permiso las aceras de la ciudad y que, en su mayoría, pernoctan los frentes de establecimientos comerciales para vender sus productos, rubros que van desde alimentos, hasta artículos de limpieza, casa y construcción, situación que ha ocasionado la disminución de las ventas.

¿Cuál es el problema? El comercio informal. Se ha vuelto un “cáncer” que no se ha exterminado por completo, debido a que los entes gubernamentales no le han prestado la atención debida.

No había iniciado la reunión cuando uno de los comerciantes, un tanto molesto por el problema que padece, manifestó: “El gobierno nacional solo quiere afectar a los empresarios legales. Mi negocio vive los estragos de la venta informal de alimentos, porque en la carrera 8 con calle 13 existe un local de alimentos que le surte a gran parte de los carretilleros. Ellos no están registrados, no pagan impuestos y por eso abaratan los costos”.

Esta situación de ventas informales incide en la venta de los productos que, si están registrados, ya que los usuarios expenden sus productos a bajo precio; mientras que, a los legales, se las detienen y además reciben la fiscalización desmesurada de la Dian, quienes según manifiestan los usuarios, los despojan de sus productos y cada vez más aumentan el costo de impuestos por la cantidad de rubros que poseen.

“La nueva modalidad es el impuesto por peso. Y por cada peso, piden a cambio 240 mil pesos. Esta situación no puede seguir así. Necesitamos el apoyo de los directivos de la Cámara de comercio para su colaboración en este proceso”, replicó otro empresario.

Ante este panorama, el director de la Cámara de Comercio, mostró su disposición para ayudarles con el proceso y dijo que los acompañará en cada paso y solicitud que hagan.

Juan Carlos Suaza Movil.

Durante la jornada, se acordaron unas primeras medidas, como: la reunión con el alcalde de turno para debatir la problemática de los venezolanos, la implementación de una encuesta de caracterización en los comerciantes para saber cuáles son los principales problemas que más los aqueja, la capacitación detallada para comerciantes sobre el manejo adecuado de facturas electrónicas y finalmente, la instauración del paso a paso, el cual consiste en la revisión de toda la documentación legal de los comercios.

El empresario guajiro y dirigente político, Juan Carlos Suaza, precisó que son muchos son los problemas que los aqueja, sin embargo, solo se dieron a conocer los prioritarios. “Frente a mi negocio no se presentan los problemas de invasión de espacio público, pero a mis compañeros si los afecta y eso es prioridad. Así que, invito a los demás comerciantes a sumarse a estos procesos, ya que a todos nos conviene”.

-Publicidad-
Cargando...