Por Jefry Machado González.

Desde el equipo periodístico de La Guajira Hoy nos hemos encargado de difundir y exaltar la labor de aquellas personas que han brindado de su tiempo y dedicación a la conservación de los espacios naturales de nuestro Departamento, ecosistemas que proyectan hermosos paisajes naturales para el turismo.

Fue el 1 de octubre de 1948, cuando el barrio Cafetal, del municipio de Villanueva, parió a un hombre comprometido, apasionado y enamorado por la conservación del medio ambiente de la región, su nombre es Hernando Raúl Cuadrado Pinto, quien desde hace más de cinco décadas viene sembrado árboles de diferentes especies a orillas del río Villanueva.

-Publicidad-

Árboles como el caracolí, ceiba y piñón, son solo algunas de las especies que se encuentran en peligro de extinción en La Guajira y que, hasta los momentos se mantienen vivos en Villanueva, gracias al trabajo incansable que ejerce Cuadrado Pinto, quien, sin ánimos de recibir recompensa monetaria a cambio, continua su labor.

Además, en la serranía, Hernando Raúl busca la manera de sembrar árboles frutales como nísperos, mango y mamón. Así como también especies para tratamientos medicinales como la mata de ratón.

Este oficio nació por su pasión por la naturaleza, y aunque no cuenta con el apoyo logístico de los entes gubernamentales, siempre ha buscado la forma de perseverar con esta labor, que, sin duda alguna la madre tierra le agradecerá.

En la actualidad, ‘el cuidador de la flora’ se encuentra arborizando la zona del parque Blanca Martínez, en Villanueva.

Afortunadamente, el trabajo de la reforestación se ha logrado satisfactoriamente, sin embargo, la inconsciencia de los habitantes ha sido una preocupación para el sembrado de árboles, y desde su postura invitó a los villanueveros a abandonar la quema descontrolada de basura en las adyacencias del río, ya que se perderían muchas vidas.

Se conoció que una de las mejores obras de arte que Cuadro Pinto ha cosechado es un gigante árbol de ceiba, el cual mide 12 metros de altura y tiene 46 años de vida regalando el más puro oxígeno a los propios y visitantes.

En cuanto a su vida personal, Hernando Raúl está felizmente casado con Nuris Romero, mujer con la que procreó seis hijos. También se supo que el ecologista es hermano de crianza del exalcalde de Villanueva, Luis Erasmo Dangond.

-Publicidad-