La Orquesta Sinfónica de Cerrejón deleitó a los presentes con su repertorio, enalteciendo la cultura guajira.

Por Jefry Machado González.

La noche de este sábado los guajiros del Distrito albergaron el patio abierto del Centro Cultural de la ciudad para disfrutar de un concierto único en su categoría, una mezcla entre el vallenato y los sonidos de la música tradicional Wayúu fue la esencia, velada que estuvo protagonizada por la Orquesta Sinfónica de Cerrejón.

Caminos de Herradura fue el nombre que se le dio al concierto, al que sin duda los presentes no perdieron su atención por la calidad en la que  se tocaron los instrumentos  en vivo, vocalización y el complemento del montaje teatral, conformada con 112 jóvenes, con edades que iban desde los 9 hasta los  16 años de edad y que provienen los diferentes municipios del Departamento.

-Publicidad-

El gerente de Asuntos Sociales de Cerrejón, Raúl Roys, indicó que el show musical tradicional busca recrear la historia de Francisco El Hombre y hacerla visible ante todos los presentes: “Elegimos a los jóvenes guajiros con talentos autóctonos del Departamento, quienes poseen las tradiciones culturales arraigadas y buscan crear la fusión entre la riqueza de la etnia y los sonidos modernos”.

“Aquí todos los sonidos de La Guajira se mezclan, siendo respetuosos con las tradiciones de la cultura Wayúu. Buscamos dejarle un mensaje a la comunidad en general a que los jóvenes no les dé miedo salir a la calle y demostrar el talento desde su posición cultural”, expresó.

Por su parte Osvaldo Hernández, músico de la Sinfónica, indicó que: “El proceso ha sido un momento enriquecedor porque nos ha permitido conocer más de nuestra cultura, de la música que nos pertenece. Junto a mis compañeros he crecido como músico y como ser humano. Llegué a la Orquesta por medio de una audición en el colegio donde estudiaba, me llamó la atención y desde ese momento, estoy aquí”.

Diferentes temas vallenatos fueron interpretados por los jóvenes miembros de la Sinfónica.

La agrupación musical se consolida cada vez más con la presencia de instructores que formaron parte de la Orquesta como estudiantes y que hoy en día aportan sus conocimientos a las nuevas generaciones, tal es el caso de Álvaro Enrique Zubiria Mendoza, quien es oriundo de Urumita y es profesor de los instrumentos de viento metales. “Desde el 2016  entré a la Sinfónica como profesor porque sentí que la enseñanza y la instrucción era lo mío, además de mi buen oído musical y desde entonces me ha apasionado”.

Se prevé que en los próximos días también se haga este concierto con el mismo formato en el municipio de Fonseca para seguir demostrando y fortaleciendo el folclore de estas tierras.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

-Publicidad-