Instantes cuando la arquitecta Alexa Henríquez, firmada el acta de posesión como alcaldesa de Riohacha.

Por Astrid Castillo López.

Durante su intervención en la toma de posesión de Alexa Henríquez, cómo Alcaldesa  de la capital guajira, el Notario Segundo del distrito de Riohacha Jaime Azar Martínez, ofreció un mensaje dirigido especialmente a esta mujer que asumió las riendas de la alcaldía.

En principio Azar Martínez citó un mensaje en el cual señala que la mujer del César no basta con que sea honesta además debe parecerlo, en este sentido elogio a la alcaldesa diciendo “es voz populi de que usted en su vida pública ha demostrado ser una mujer honesta y además lo parece”

-Publicidad-

El Notario Segundo de Riohacha invitó a Alexa a continuar “en esos sendero” le recordó que todo gobernante , gobierna con autoridad y no con el poder  pues “el poder corrompe pero la autoridad es la que convence”.

Jaime Azar Martínez, Notario Segundo de Riohacha.

De igual modo, señaló que para no dejarse tentar por las malas costumbres, continuar con los testimonios de obra y vida, encaminadas en la verdad y la  justicia era importante recordar el mensaje de San Agustín quién dice“ no es más feliz quién más tiene, sino quien menos necesita”

Recalcó que la idolatría al dinero no hace feliz al hombre y sustituirlo por Dios , cómo piensan algunas personas, tampoco trae felicidad “recordó que el dinero fue creado por el hombre  para cubrir gastos económicas pero no da felicidad pues ella se logra cuando el hombre tiene menos necesidad para vivir en una sociedad y rodeados de su familia”.

Con este mensaje y desde su experiencia como servidor público invitó a esta joven mujer a sacar adelante a Riohacha o por lo menos aprovechar el tiempo que le corresponde administrar para prepararla y encaminarla con miras al progreso y a su desarrollo.

-Publicidad-

1 COMENTARIO

  1. Excelente reflexión del Señor notario,Ojalá sea tenido en cuenta para quienes han saqueado sin consideración alguna esta capital y departamento dejándolo en un estado de miseria.

Comments are closed.