En la mañana de este miércoles, los estudiantes, profesores y padres de familia se mostraron muy preocupados por la decisión que en su momento tomó la Secretaría de Educación Departamental, de no nombrar los docentes, tanto no sea viable la situación.

Irreversible, es para la oficina interventora de la Educación en La Guajira, la decisión que se adoptó de sustituir a tres docentes que venían prestando sus servicios de manera provisional en la escuela de básica primaria Clotilde Povea en Fonseca.

Así lo hizo saber en repetidas ocasiones al alcalde Misael Velásquez Granadillo, a estudiantes, padres de familias y demás estamentos educativos del plantel anexo a la Institución Vicente Roig y Villalba, el gerente de la unidad temporal de la interventoría educativa del Departamento, Eduardo ‘El Mono’ Fragoso Daza, durante una reunión desarrollada en el recinto del Concejo municipal. 

Muy a pesar de aceptar que existe una súper población estudiantil en el claustro de enseñanza y que en verdad sí, se necesitan los profesores que fueron desvinculados, dijo “primero tengo que esperar que el Ministerio de Educación Nacional me viabilice la planta para poder nombrar, a través del banco de la excelencia y hay que tener en cuenta que estos son procesos rutinarios que se dan, a través de la Secretaría de Educación por ley.”

Eduardo ‘El Mono’ Fragoso Daza, escuchando los argumentos que le presentó el alcalde y la misma comunidad educativa.

Sobre el caso la comunidad fonsequera elevó su voz de protesta indicando que la mayoría de los maestros que se han nombrado en los últimos días en la Villa de San Agustín, desplazando a los coterráneos, son oriundos de San Juan del Cesar, municipio de donde de igual manera es nativo Fragoso Daza.

-Publicidad-