Soluciones de energías limpias para viviendas campesinas. Foto netamente ilustrativa.

De manera continua están siendo robadas, las baterías de plantas solares instaladas para brindarles soluciones de energía alternativa a labriegos de la zona rural del municipio de Fonseca.

El más reciente hurto de estos componentes de los sistemas fotovoltaicos lo perpetraron en el predio los jagüeyes del campesino Jacob Cuadrado, en la vereda de Hatico Viejo.

Y a finales del mes de marzo, corrió igual suerte en su parcela ‘El Rocío’, ubicada en la misma zona, Manuel Oñate, ascendiendo a tres los robos de estos dispositivos considerados las vías centrales de una planta solar, al ser donde se almacena la energía.

-Publicidad-

Javier Vizcaíno coordinador del proyecto donde se le proporcionaron 250 soluciones de energía limpia a pequeñas estancias agropecuarias de la región, lamentó la situación e hizo un llamado a las autoridades, para que entren a controlar estos saqueos que se están volviendo repetitivos en el campo.

“Hemos tenido conocimiento que estas baterías las roban para vendérselas a personas que tienen equipos reproductores de sonido, porque les resulta más rentable que tenerlos conectados a la energía eléctrica común y corriente”

Alertó a los lugareños, a ser más vigilantes de sus paneles solares, que les fueron entregados gratuitamente, por gestión de la alcaldía ante el Ministerio de Minas y Energía y su ejecución estuvo a cargo de las empresas “Energías del Pacifico” y “Solar Plus Fonseca”.

-Publicidad-