Esta es una vivienda ubicada en Maicao, que fue objeto de la medida cautelar de extinción de dominio.
-Publicidad política pagada-

Hace cuatro años que la Fiscalía General de la Nación junto a la Policía Nacional inició el programa de extinción de dominio a propietarios o arrendatarios que le han dado un uso indebido a la residencia o al predio, expendiendo drogas psicoactivas que atentan con la salud de los guajiros.

Este ha sido un proceso, que, aunque ha sido lento ha comenzado a materializarse, y en la actualidad en Riohacha dos viviendas han quedado en manos del Estado colombiano y seis en el municipio de Maicao.

Henry Manuel Sandoval Sánchez

“Hay propietarios que arriendan sus viviendas y luego son utilizadas en el comercio local de estupefacientes en pequeñas cantidades”, indicó el coronel Henry Manuel Sandoval, comandante de departamento de Policía Guajira.

-Publicidad política pagada-

El Alto Oficial precisó que para evitar cualquier dificultad recomienda que el ciudadano denuncie rápidamente para poner en conocimiento la situación de las autoridades, porque lo que está en juego es su patrimonio.

Manifestó que hay organizaciones que compran predios y lo destinan específicamente para ese acto criminal que afectan totalmente a nuestros niños, niñas y adolescentes y nos generan entornos inseguros en algunos sectores de la ciudad.

Finalmente, en estos momentos en Riohacha se está trabajando sobre un caso que abarca tres viviendas que se utilizaban para la venta de estupefacientes, las cuales serán objeto de extinción de dominio.

-Publicidad-