Los habitantes de Juan y Medio deben ir al río Tapias y consumir el agua sin tratar.
-Publicidad política pagada-

Esta problemática que viven los habitantes de este corregimiento les ha hecho improvisar y volver a los tiempos en los cuales los antepasados iban al río a buscar este vital líquido y los trasladaban en carretas, burros o encima de su cabeza.

Endry Gómez de Armas, docente y habitante de esta comunidad explicó que desde hace ocho días el agua dejó de llegar a la comunidad por el taponamiento de la boca toma que lo surte.

Con los utensilios a espera que llegue el agua, están los habitantes del corregimiento de Juan y Medio.

Asimismo, señaló que la situación se generó luego de una lluvia que cayó la semana pasada lo que ocasionó el crecimiento del río y al mismo tiempo la sedimentación de la boca toma.

-Publicidad política pagada-

Destacó que unos habitantes de esta comunidad preocupados por esta situación, realizaron la respectiva inspección para conocer la causa de esta problemática que los está afectando ya que al no tener agua les toca aprovechar de la que surte el río que se llenó por las lluvias, pero las condiciones no son óptimas para el consumo humano, sin embargo, a ellos les toca aprovecharla porque es la más cercana.

La otra opción que tiene para surtirse de agua es ir al río Tapias, sin embargo, este docente explicó que la distancia es larga y solo quienes tienen vehículos pueden ir a buscar el agua que está en mejores condiciones.

Ante esta problemática los habitantes de esta comunidad piden a los organismos correspondientes acercarse hasta Juan y Medio y ayudarlos a solventar esta situación, teniendo en cuenta que la falta de este líquido puede generar grandes consecuencias para la salud de las familias que allí habitan.

-Publicidad-