Jóvenes santandereanos que ganaron el V Desafío del Agua Pavco realizando un proyecto para extraer agua, siendo puesto en funcionamiento en comunidades indígenas del departamento de La Guajira.
Jóvenes santandereanos que ganaron el V Desafío del Agua Pavco realizando un proyecto para extraer agua, siendo puesto en funcionamiento en comunidades indígenas del departamento de La Guajira.

Jóvenes santandereanos ganaron el V Desafío del Agua Pavco y este proyecto fue puesto en práctica en el departamento de La Guajira, quienes ahora usan para accionar los molinos para extraer el agua y que antes lo hacían manualmente.

“Wüin Wayaa (Somos agua, en lengua wayunaiki) es un proyecto liderado por la Fundación Wayuuda, de Santander, que acerca el agua a las personas de la comunidad Wayúu mediante un sistema de bombeo solar automatizado.

Las bondades del sistema son diversas. Se minimiza el esfuerzo físico del bombeo para su extracción y el tiempo que invierten a diario recolectando el agua para el núcleo familiar.

Jóvenes santandereanos que ganaron el V Desafío del Agua Pavco realizando un proyecto para extraer agua, siendo puesto en funcionamiento en comunidades indígenas del departamento de La Guajira.El sistema se encuentra hoy en funcionamiento en la ranchería de Alakat, ubicada en Maicao, brindando accesibilidad al líquido de manera autónoma y segura a 400 miembros de la comunidad, afirma Dayana Arias Manrique, cofundadora de Wayuuda.

Adicionalmente, allí se está desarrollando un plan piloto de capacitación donde se instruye a las personas en el mantenimiento del panel solar para garantizar así su permanencia en el tiempo. Esta opción de abastecimiento de agua, permitirá extender su uso a las actividades productivas de la región.

En una ceremonia realizada en Bogotá, la Fundación Wayuuda obtuvo el primer lugar de la quinta versión del Desafío del Agua Pavco, (categoría B, 19 a 28 de edad), reconocimiento recibido por Dayana. El premio consistió en $8 millones de pesos, capital semilla para darle continuidad a esta iniciativa, un computador portátil y una beca para entrenamiento durante tres meses en gestión de proyectos, emprendimiento e innovación.

Para esta joven bumanguesa, el sistema Wüin Wayaa contribuye a crear tejido social con la comunidad, ya que se integran los conocimientos y técnicas ancestrales con la tecnología desarrollada desde la academia; “con esto se logra concientizar y capacitar a la comunidad para que administre y haga un uso responsable del agua sin sobre-explotarla”, dice.

-Publicidad-