Entre las personalidades que recibió al ministro, fue Milton Toncel, excombatiente de las Farc.

Para que los ciudadanos de zonas golpeadas por la violencia tengan más y mejores servicios, y se cierren brechas de inequidad, esa es una de las iniciativas con las que Juan Pablo Uribe Restrepo, ministro de Salud y Protección Social, busca beneficiar a 60 mil personas en zonas rurales.

Con esa buena noticia llegó al municipio de Fonseca este jueves el jefe de la cartera de Salud, que después de un éxito, comienza la segunda etapa. ‘Salud para la paz’ busca fortalecer las capacidades locales para mejorar el acceso a servicios integrales de Atención Primaria en Salud (APS).

La iniciativa se desarrolla en 25 municipios en los que se formularon Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET) y en los cuales existían los 24 Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación (ETCR). Este proyecto hace énfasis en salud sexual y reproductiva, salud mental, prevención del consumo de sustancias psicoactivas y la salud infantil y nutricional.

El ministro Uribe Restrepo llegó al antiguo ETCR de Pondores, en Fonseca, a lanzar la segunda fase de ‘Salud para la paz’, proyecto que es apoyado por el Fondo Multidonante de las Naciones Unidas para el Posconflicto, el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la Organización Internacional de las Migraciones (OIM).

Allí, el Ministro informó que las acciones efectuadas en la primera etapa fueron el fortalecimiento local de las capacidades institucionales para mejorar el acceso a los servicios, la consolidación de una estrategia extramural de atención, la implementación de una estrategia de participación y de vigilancia comunitaria en salud pública, y el monitoreo de los resultados obtenidos por el proyecto en zonas rurales.

-Publicidad-