Instantes cuando el alcalde de Maicao, Mohamad Dasuki, le explicaba a los nativos la importancia que es este proyecto para su comunidad.
Instantes cuando el alcalde de Maicao, Mohamad Dasuki, le explicaba a los nativos la importancia que es este proyecto para su comunidad.
-Publicidad-

Por REI Santana.

El proyecto de la construcción de las pilas públicas de agua potable en la zona rural de Maicao se encuentra en fase de socialización y consultas con las autoridades tradicionales pertenecientes a las comunidades que se verán beneficiadas.

Una empresa multinacional con presencia en casi toda Latinoamérica será la encargada de hacer el sueño realidad a las 86 rancherías que existen alrededor de la comunidad de Sararao, zona afectada por la sequía, el hambre y el aumento poblacional debido al fenómeno migratorio venezolano.

«Vale la pena recordar que cerca del 40 por ciento de los recursos que se inviertan en estos sistemas irán encaminados al fortalecimiento de capacidades de las comunidades que los operarán», dijo el viceministro de Agua, Jose Luis Acero, hace un año cuando visitó el departamento.

Como parte de las primeras fases de ejecución, la multinacional realiza asambleas donde ha venido explicando el modo de operación del sistema, que consistirá en la distribución con carrotanques que llevarán el preciado líquido a las zonas de más dificil acceso.

Esta es la maqueta del proyecto en donde se construirán de las cinco pilas de agua en comunidades indígenas de Maicao
Esta es la maqueta del proyecto en donde se construirán de las cinco pilas de agua en comunidades indígenas de Maicao.

«En época de sequía sufrimos más porque las pocas fuentes de agua que tenemos en los jagüeyes y los molinos, tenemos que compartirlas con los animales, lo que supone una calamidad para todas las comunidades», explicó el señor Luis Van Grieken, reconocido líder Wayúu en la primera asamblea realizada.

Van Grieken también destacó que estos proyectos deberán apegarse a los usos y costumbres de la cultura indígena, de manera tal que la operación y sustentación de la iniciativa perdure en el tiempo generando progreso y desarrollo al interior de la zona rural de Maicao.

Por su parte, el alcalde de Maicao, Mohamad Dasuki, en una intervención rápida durante la asamblea, resaltó la importancia de impulsar el crecimiento de la infraestructura del municipio para generar confianza a todos los inversores que deseen explotar el potencial de la ciudad de Maicao.

«Sugiero que estos mega proyectos también contemplen la autosostenibilidad productiva para generar focos de progreso y desarrollo sustentable. Tomemos ejemplos de Arabia Saudí, Israel o los Emiratos Árabes que son tierras más desérticas que la Guajira. ¿Cómo allá sí se puede?», dijo el Alcalde.

La empresa ejecutora manejará más de 4 mil millones de pesos con los que permitirán a las mismas comunidades indígenas asumir el control, administración y gestión de los recursos que se generarán por la prestación del servicio, así como la distribución equitativa del agua para las 1474 familias beneficiarias.

-Publicidad-