El alcalde de Barrancas, Iván Mauricio Soto Balán haciendo entrega en los barrios marginados del municipio.
El alcalde de Barrancas, Iván Mauricio Soto Balán haciendo entrega en los barrios marginados del municipio.
-Publicidad-

Casa a casa para evitar aglomeraciones y posibles contagios, el alcalde del municipal de Barrancas, Iván Mauricio Soto Balán comenzó con el plan de entrega de mercados a las familias más vulnerables de la cabecera municipal y la zona rural, que por cuentas del aislamiento preventivo obligatorio no podrán salir de sus casas a buscar el sustento diario.

La entrega de los más de 2 mil mercados anunciados por el mandatario municipal, inició este sábado en los sectores de estratos uno y dos de la zona rural y cabecera municipal, donde la gran mayoría de sus habitantes viven de la informalidad.

«Le agradezco al Alcalde por esta ayuda que llegó en un momento de mucha necesidad; sabíamos que no nos dejarían solos, como siempre aquí está dándonos una mano, dijo una sexagenaria del barrio Villa Rosa que cumple con su aislamiento en casa, gracias a que ya cuenta con su paquete de comida que le entregó el Alcalde con sus propias manos.

El Burgomaestre continuará puerta a puerta supliendo las necesidades básicas en materia de seguridad alimentaria a una población que vive de la informalidad o que se encuentra desempleada con alto índice de pobreza.

Cabe anotar que este es un esfuerzo que no se puede circunscribir solo al sector oficial; de manera que es necesario hacer un llamado respetuoso a la empresa privada, ubicada en esta jurisdicción, como la multinacional el Cerrejón con todas las subcontratistas a su alrededor, para que se solidaricen y se vinculen a esta causa que es responsabilidad de todos.

Soto Balán adelanta el cronograma de entrega de ayudas humanitarias, con el acompañamiento de la gestora social Emperatriz Balán, secretarios de del Despacho, Ejército y la Policía Nacional. Le hace un llamado a los beneficiarios para que no se desesperen y se mantengan en casa durante la cuarentena obligatoria, que allí les llegarán las ayudas humanitarias.

-Publicidad-