Se ha cerrado el acceso a la calle que conduce al edificio de la alcaldía, porque los mototaxistas están molestos con la decisión del mandatario municipal.
Se ha cerrado el acceso a la calle que conduce al edificio de la alcaldía, porque los mototaxistas están molestos con la decisión del mandatario municipal.

Las vías de acceso a la alcaldía de Fonseca, fueron cerradas con vallas, para evitar posibles brotes de desórdenes y vandalismo contra la edificación del Palacio Municipal, por parte de un grupo de mototaxistas que no se resignan a aceptar las medidas de restricción que se han decretado.

En la noche de este martes quienes se oponen a las disposiciones contempladas en el decreto 011 del 4 de febrero de 2020, nuevamente en caravanas se tomaron la ruta que les está prohibido circular, por la avenida principal y se presentaron fricciones entre los conductores y reguladores del tránsito que ejercían operativos en cumplimiento de la norma.

“Me lanzaron piedras y hasta fui objeto de maltratos físicos por muchos de ellos emigrantes venezolanos”, dijo el agente del instituto de Tránsito y Transporte del Municipio, Ederlán Ariño.

Indicó que tuvo que buscar protección en el comando de la Policía porque hasta su casa en la Urbanización Villa Hermosa se trasladaron los revoltosos, para apedrearle la vivienda e inclusive en lo posible hasta incinerársela, pero residentes en el mismo sector lo impidieron.

“Una señora que iba como pasajera en uno de los mototaxis que tratamos de inmovilizar se ofuscó conmigo y me agredió porque se imaginó que el carruaje donde se transportaba yo trate de voltearlo”. Afirmó, Ariño.

Aclaró que no todos actúan de forma bruta y absurda burlando la prohibición, pero sí hay otros que se extralimitan y quieren hacer lo que se les antoja, porque para ellos no existe ley. “Tampoco entienden que nosotros obedecemos órdenes impartidas por nuestro superiores y por ello la emprenden toscamente contra uno”, concluyo diciendo.

Para muchas personas que apoyan la decisión del Alcalde Hamilton García Peñaranda, al mandatario no le tocará de otras, sino hacer uso de la fuerza pública.

-Publicidad-