Los ciudadanos tienen la obligación de denunciar y ese es el comienzo de una investigación que deben iniciar las autoridades para contrarrestar los hechos violentos y apresar a los responsables.
Los ciudadanos tienen la obligación de denunciar y ese es el comienzo de una investigación que deben iniciar las autoridades para contrarrestar los hechos violentos y apresar a los responsables.

En La Guajira sí existen héroes que conservan la fauna silvestre.

Recorriendo las vías que conducen al municipio de San Juan del Cesar una familia encontró un tigrillo (Leopardus pardalis) con fuertes traumatismos, evidenciando que fue atropellado y abandonado en la carretera. Un hecho repetitivo en los corredores biológicos del departamento.

Ante la emergencia y sin dudarlo tomaron al felino llevándolo al veterinario más cercano, por alto nivel de complejidad decidieron entregarlo a CorpoGuajira para atención inmediata.

Los ciudadanos tienen la obligación de denunciar y ese es el comienzo de una investigación que deben iniciar las autoridades para contrarrestar los hechos violentos y apresar a los responsables.Gracias al actuar de estas personas fue valorado y rehabilitado por funcionarios de la Corporación y con el apoyo decidido de la Fundación Casa Ecológica, fue trasladado a un hogar de paso que recibe fauna silvestre que requiera atención prioritaria, como lo fue el caso del tigrillo.

Luego de superar un proceso de cuarentena y mostrarse totalmente recuperado, goza de plena libertad en un bosque seco tropical con más de 500 hectáreas en conservación que le permitirá desarrollarse en la vida silvestre.

-Publicidad-