-Publicidad-

El poblado de Barrancas amaneció con una nefasta noticia, que uno de sus hijos habría tomado la absurda decisión de quitarse la vida. Se trata de de Lácides Antonio Soto Romero, de 62 años de edad.

Este episodio ocurrió promediando las 11:00 de la noche de este sábado 4 de abril, siendo hallado muerto en el interior de su residencia ubicada en la calle 17 número 3-16, del barrio pringamozal.

Era padre de ocho hijos, conocido por sus compañeros como un buen trabajador responsable y juicioso. Era un empleado directo de Cerrejón, perteneciente al grupo denominado Titanes.

Según versiones de su compañera sentimental, Deleinis Pinto Cantillo con quien vivía, Soto Romero se encontraba bebiendo y salió de discusión con ella. Manifestó que trató de maltratarla en presencia de sus hijos quienes le llamaron la atención, pero siguió la discusión.

Con los ojos llorosos Pinto Cantillo, manifestó que, ella decidió salir de la casa para evitar seguir con la discusión, sin embargo, mas tarde le avisaron que lo habían encontrado colgado en el comedor de la vivienda.

También trascendió de manera extraoficial, que, Lácides Antonio Soto Romero, llamó a una de las hijas diciéndole que, le cuidara a los nietos, que él se iba, pero no dio explicación.

Hasta el lugar se presentó la comisión del C.T.I. quienes se encargaron de realizar el levantamiento del cadáver y trasladarlo hasta medicina legal en Fonseca para que este órgano siga con las investigaciones y determine realmente el motivo que tuvo este padre de familia para tomar esta fatal decisión.

-Publicidad-