Esteban Juan Bendeck Olivella.
Esteban Juan Bendeck Olivella.
-Publicidad-
-Publicidad-

Este lunes 27 de febrero, cuando el hijo ilustre de La Guajira, el abogado penalista y constitucionalista, especializado en derecho penal y público, Esteban Juan Bendeck Olivella llega a 30 años de haber partido a su mansión eterna, este medio de comunicación resalta su vida y obra.   

Esteban Juan nació en Villanueva, el 17 de octubre de 1927, y murió a los 66 años de edad, en la ciudad de Santa Fé de Bogotá, un día como hoy del año 1993; luego de que le fuera practicada una cirugía a corazón abierto y le colocaran un bypass en la Clínica Shaio; procedimiento que no resistió, y sus signos vitales se apagaron para siempre y con ellos las esperanzas de todo un pueblo.

El abogado guajiro siendo rescatado en la toma del Palacio de Justicia en Bogotá. Foto cortesía Esteban Bendeck.
El abogado guajiro siendo rescatado en la toma del Palacio de Justicia en Bogotá. Foto cortesía Esteban Bendeck.

El fruto de La Guajira, quien fuera también catedrático, fue hijo del palestino Jorge Juan Bendeck Zacarías y la molinera Josefa Micaela Olivella Martínez, hermano de Elena Francisca, William Francisco, Rosa Isabel e Issa quienes al igual que él, ya gozan en la presencia de Dios, y Wadad Teresa y Jorge Juan Bendeck Olivella, quienes actualmente están radicados en la ciudad de Bogotá.

-Publicidad-
-Publicidad-
-Publicidad-
Esteban Juan Bendeck Olivella. Foto cortesía Esteban Bendeck.
Esteban Juan Bendeck Olivella. Foto cortesía Esteban Bendeck.

Esteban Juan; padre de Esteban Enrique y Josefa Isela, terminó sus estudios de bachillerato en el Liceo Celedón de Santa Marta, en el año 1953; claustro educativo donde compartió con Rafael Escalona, Jaime Molina y Lucho Cotes. La universidad Nacional de Colombia le otorgó el título en derecho y ciencias políticas, con tesis laureada. Fue especialista en derecho Penal y criminología de la universidad Degli Studi di Roma, en 1954; y obtuvo además una especialización en Derecho Público en la Université de París, en 1956.

Del año 1956 al 1960, fue representante a La Cámara por el Partido Liberal Colombiano. Fue magistrado del Tribunal Disciplinario, en 1976; miembro de la Comisión Reformatoria de la justicia, designado por el doctor Carlos Lleras Restrepo.

Conjuez de la Sala Constitucional y Penal de la Corte Suprema de Justicia y del Tribunal Superior de Bogotá; Docente Catedráticoen las áreas de derecho Penal, Ciencias políticas, Teoría del Estado y Derecho Económico, administrativo y Constitucional de las Universidades: Libre, Jorge Tadeo Lozano, Nacional, Incca y América durante 35 años, además decano de la facultad de derecho de la universidad Libre, en Bogotá.

Vivió los peores momentos de su vida el 6 de noviembre de 1985, cuando la guerrilla urbana del M-19 se tomó el edificio del Palacio de Justicia, ubicado en pleno corazón de la capital, al costado norte de la plaza de Bolívar, y él fuera tomado como rehén.

Esteban Juan en su grado como doctor en derecho penal y criminología en Roma en el año 1954. Foto cortesía Esteban Bendeck.
Esteban Juan en su grado como doctor en derecho penal y criminología en Roma en el año 1954. Foto cortesía Esteban Bendeck.

Su sobrino Antonio Luis Amaya Bendeck; hijo de Luisa, abogado residente en la ciudad de Riohacha, quien vivió de cerca este episodio en la vida del guajiro ilustre, le contó a esta redacción, que fueron momentos de zozobra los que vivieron los familiares, luego de enterarse que su allegado se encontraba realizando diligencias en el lugar.

Contó, que, dentro del Palacio de Justicia, su tío Esteban Juan; quien fuera el único guajiro que vivió los momentos de pánico en la toma del Palacio de Justicia, encontró un ángel en el cuarto piso donde se hallaba, quien le cedió una oficina para que se resguardará de los ataques del grupo divergente.

Con su hermano William, frente al Instituto de Cultura Hispánica y junto al monumento de Isabel la Catolica de Madrid. Foto cortesía Esteban Bendeck.
Con su hermano William, frente al Instituto de Cultura Hispánica y junto al monumento de Isabel la Catolica de Madrid. Foto cortesía Esteban Bendeck.

Igualmente reveló que su pariente “había ido coincidencialmente al Palacio, tenía rato que no iba; pero fue al Consejo de Estado a averiguar sobre un proceso que cursaba allá cuando se produjo la toma. Una secretaria conocida de él, le facilito una oficina, inicialmente, se sentó en una silla y se sentían los bombazos por parte del Ejército colombiano y obviamente la respuesta del grupo sedicioso. Cuando se incrementó la toma del piso donde él estaba; según me comentó, porque cada vez que nos tomábamos algún aguardientico era un tema inevitable que como pudo se metió debajo de un escritorio, ahí estuvo camuflado y preocupado y llegó a sentir pánico”, situación que finalizó en buen término porque fue rescatado.

Después de su muerte, el Congreso de la República de Colombia en cabeza de César Gaviria Trujillo, rindió honores a su memoria, y para ello expidió la Ley 154 de 1994, donde fue honrado y exaltado creando la beca “Esteban Bendeck Olivella” que se otorgaba cada año, iniciando en 1995, a un profesional del Derecho, mediante concurso que para tal efecto realizaba el ministerio de Educación Nacional, con el fin de que el ganador adelantara estudios de Postgrado en Derecho Público, y cubría los costos de estudio y una mesada suficiente para el sostenimiento del galardonado durante los períodos académicos.

En la ciudad de Villanueva, su pueblo natal, fue honrado también el dramaturgo, donde en su honor bautizaron una Institución Educativa con su nombre, luego de que sus hermanos cedieran un terreno para la construcción del mismo.