-Publicidad-
-Publicidad-

La Guajira siempre ha sido un departamento sufrido.

Repleta de potencialidades y con un gran cúmulo de oportunidades, nuestra bella tierra siempre resulta recibiendo promesas ambiciosas, y al final todo se reduce a las migajas de un gobierno que siempre mira más hacia otras regiones que a la nuestra.

Recientemente el Ministro ‘guajiro’ de Vivienda, Ciudad y Territorio, Johnatan Malagón, realizó un ambicioso anuncio: “alcantarillado pluvial para Riohacha en el 2022”.  

El ministro Malagón se ha caracterizado por ser un soñador. Una persona que proyecta sobre el papel, excelentes ideas. Como cuando nos prometió “Guajira Azul”. Un proyecto con la ambición de traer importantes avances en el abastecimiento de agua potable en la Alta Guajira. La apuesta era aumentar la cobertura rural de un 4 % a un 70 % en el cuatrienio.

-Publicidad-

A comienzos de este año, el balance de Guajira Azul en cobertura se situaba en el 9 %. Muy seguramente la pandemia retrasó la programación, como todo tipo de pronóstico en el país. Pero incluso sin pandemia, los pronósticos del ministro fueron bastante creativos.

Ahora, la nueva apuesta del ministro Malagón, se centra en un alcantarillado pluvial en la ciudad de Riohacha a realizar en tiempo record.

Sin embargo, para que este importante proyecto se ejecute en su totalidad, tal y como se promete, todas las calles de Riohacha debieran estar pavimentadas. Por obvias razones, antes de que dichas calles estén pavimentadas, es imperativo que haya cobertura total de los servicios de acueducto y alcantarillado.

Y aún cuando todos estos proyectos estuviesen aprobados y listos para ser ejecutados, el tiempo haría casi imposible que pudieran culminarse antes del 2022. Eso sin contar con el profundo trabajo de limpieza que habría que hacerle a las ya colapsadas redes pluviales existentes.

Con lo cual, es más que seguro que la realización del alcantarillado pluvial para Riohacha en el año 2022, sólo estaría en el imaginario del creativo ministro Malagón. Salvo que se esté hablando de un alcantarillado pluvial por sectores. En ese caso el mensaje sería errado y/o mal infundido.

Es conveniente mencionar que los presentes párrafos no pretenden alejar los proyectos que el gobierno nacional desea promover en la región. Tampoco, desmeritar las intenciones y la gestión del señor alcalde de Riohacha ante el gobierno nacional, sino elevar una voz para manifestar que a veces es muy conveniente ser cauto con los anuncios en una sociedad como la nuestra, que cada día es más incrédula y que no necesita pronósticos ambiciosos, sino acciones concretas.

-Publicidad-