Shirley Mendoza
Shirley Mendoza.
-Publicidad-
-Publicidad-

Por: REI Santana

Se trata de Shirley Mendoza, una licenciada en Lengua Castellana y Comunicación que imparte cátedra haciendo uso de la tecnología y la radio diariamente para llegar a sus 350 estudiantes dispersos en el municipio de Maicao.

La clase comienza a las 9 de la mañana por el dial de la emisora del Ejército Nacional, el espacio es dirigido por el sargento primero Omar Mejía y moderado por el soldado profesional Samuel Epinayú, ambos miembros de la institución castrense, desde donde se abrió la puerta a la educación a distancia, una modalidad novedosa.

-Publicidad-
Sargento primero Omar Mejía
Sargento primero Omar Mejía.

Para salir al aire, la emisora de radio estableció un estudio casero en el hogar de la docente. Allí ella utiliza una serie de guías pedagógicas con el contenido programático correspondiente a la materia de Lengua y literatura para el noveno grado, un computador, audífonos, un teléfono para escuchar el retorno de su transmisión y la aplicación Zoom.

La especialización en pedagogía de Shirley Mendoza le sirvió para reinventarse y proponer esta iniciativa, en aras de dar continuidad a la materia de Lengua y Literatura que dictaba en dos instituciones de Maicao. Así fue como optó por el medio radial y con ello logró superar los obstáculos que la cuarentena ha impuesto.

«Puedo decir con mucha satisfacción que no solamente se transmiten conocimientos sino que también se cultivan valores. Es interesante ver cómo nuestros estudiantes están de motivados en estos momentos y que se tornen más comprometidos y más responsables», explica la docente.

Sesión de clases usando la plataforma de Zoom
Sesión de clases usando la plataforma de Zoom.

Según detalló Mendoza, desde el comienzo de las clases radiales el 20 de abril de este año, además de sus estudiantes de la Institución Educativa Santa Catalina de Siena y de la San José Campestre, han conseguido captar la atención de muchas personas que al escuchar las clases prestan atención, reportan su sintonía y realizan las actividades propuestas al aire.

Por su parte, los militares de la base militar en Maicao expresaron que esta es una gran oportunidad para aportar «un granito de arena en una causa noble» y, además, contribuir a la continuidad de los procesos educativos en el departamento; un apoyo fundamental en medio de la actual contingencia por el Covid-19.

«Nuestra intención es brindar todas las herramientas necesarias para que se dé continuidad a la educación y reducir los índices de deserción escolar. La ventaja de la radio es que puede ser escuchada en cualquier lugar y con cualquier dispositivo, sean radios convencionales, los automóviles o los teléfonos celulares», expresó el sargento Mejía para La Guajira Hoy

Shirley Mendoza ha expresado que los padres y representantes de muchos de sus estudiantes han mostrado interés en esta modalidad de estudio, puesto que ha sido un proceso de relacionamiento positivo en la relación afectiva paternal y un crecimiento personal junto a sus representados.

Aura Gámez
Aura Gámez.

«Esta idea de la clase por radio me fascina porque mis nietos se dedican. Pasan su hora oyendo la clase ocupaditos tomando nota y haciendo sus trabajos. Se sienten bien recompensados al escuchar a su docente y oyendo las canciones que solicitan para los recesos», comentó la señora Aura Gámez al término de una sesión de clases.

El fenómeno radial actualmente cuenta únicamente con la cátedra de lengua y literatura y, tal como indicó la docente Shirley Mendoza, esperan se puedan vincular docentes de otras materias para diversificar el proceso de aprendizaje de los radioescuchas hasta el reinicio de las clases presenciales.

-Publicidad-