La gestora social de Hatonuevo, Sandra Sáenz Alba, lideró el proceso de capacitación a los jóvenes que habitan la zona rural y quienes están interesados en trabajar con la banca local en créditos para inyectarle un recurso importante para ir produciendo más de lo que hoy producen.
La gestora social de Hatonuevo, Sandra Sáenz Alba, lideró el proceso de capacitación a los jóvenes que habitan la zona rural y quienes están interesados en trabajar con la banca local en créditos para inyectarle un recurso importante para ir produciendo más de lo que hoy producen.
-Publicidad-

Los jóvenes y mujeres de las veredas Angostura, El Cumbre y Bañaderos, se capacitaron de educación financiera, para ir motivando a la nuevas generaciones de cómo deben administrar los frutos del campo.

La capacitación la lideró Sandra Sáenz Alba, gestora social y la realizaron los aliados estratégicos de la administración de Hatonuevo, como: Porvenir, Finagro, Banco Agrario, Corporación Reforestar, Sena y Corpoguajira.

Más de 150 productores, despejaron dudas sobre cómo optimizar y acceder de manera exitosa al sistema financiero, mientras se pactaban fechas próximas para mesas de trabajo donde se pretenden fortalecer proyectos capaces de impulsar nuestros pequeños, medianos y grandes emprendedores del sector agropecuario.

La gestora social de Hatonuevo, Sandra Sáenz Alba, lideró el proceso de capacitación a los jóvenes que habitan la zona rural y quienes están interesados en trabajar con la banca local en créditos para inyectarle un recurso importante para ir produciendo más de lo que hoy producen. “Le estamos apostando a la organización campesina, financiamiento rural y sostenibilidad agrícola, pero el primer paso es la educación financiera”, indicó Sandra Sáenz Alba, gestora social de Hatonuevo.

En el encuentro la Gestora Social aprovechó la oportunidad de comprometer al gobierno departamental, dentro del marco de la construcción del plan de desarrollo, con todas las metas propuestas, invitándolos a hacer presencia en este evento rural, y trabajar temas relevantes junto al director de la Umata, Román Ustariz, y los líderes productores campesinos, en la mesa técnica agropecuaria.

“Estamos dando pasos agigantados para rescatar el campo Hatonuevero y estoy segura que con Dios delante de nuestros proyectos, pronto tendremos productos nativos de tipo exportación, absolutamente competitivos en cualquier mercado” manifestó Sáenz Alba.

El campo constituye uno de los lineamientos fundamentales que lidera esta mujer empoderada, que con su experiencia y conocimiento frente al agro la hacen sentir más comprometida con este sector.

La gestora social de Hatonuevo, Sandra Sáenz Alba, lideró el proceso de capacitación a los jóvenes que habitan la zona rural y quienes están interesados en trabajar con la banca local en créditos para inyectarle un recurso importante para ir produciendo más de lo que hoy producen.Dentro de las metas que tiene la Gestora Social es captar el mayor interés por la incorporación de una perspectiva de género de carácter participativo en el desarrollo rural, teniendo en cuenta que esto exige cambios sustanciales no sólo en los proyectos, planes y políticas del sector rural, sino en las estructuras y en el mandato de las mismas instituciones.

Esta gestión social va más allá de su papel y compromiso como Gestora Social de eventos o actividades, su propósito va enfocado en trabajar en todos los lineamientos.

En esta actividad de capacitación y educación, La Gobernación de La Guajira aprovechó la invitación que le extendió la Primera Dama de Hatonuevo, para trabajar con ellos en la mesa agropecuaria y la construcción del plan de desarrollo departamental.

La administración municipal ‘ciudad del porvenir’ le apuesta a la producción transformación y comercialización del campo Hatonuevero y el empoderamiento de la mujer rural.

-Publicidad-