Los hermanos Miguel y Amalia Pacheco Díaz, quienes serán llevado a audiencia para resolverle su situación jurídica.
-Publicidad-
-Publicidad-

Los hermanos Miguel y Amalia Pacheco Díaz, cuyos nombres se conocieron de manera informal; fueron arrestados en un establecimiento localizado en la calle 14 con carrera 6 en inmediaciones del Mercado Viejo de Riohacha, al encontrársele a la dama una pañalera de bebé en donde tenía camuflada la munición.

La mujer tenía en sus brazos a un infante de un año de nacido, pero se le notaba que el bolso era muy pesado, asimismo, los miembros de la Seccional de Investigación Criminal e Interpol (Sijin), tenían la información que estas dos personas podrían tener algo sospechoso, por lo que se procedió a un requisa.

En el procedimiento judicial la señora se torna nerviosa, cuando es abierta este bolso nuestros uniformados se asombran al hallar 317 cartuchos calibre 38 milímetros.

La información obtenida luego de este hallazgo, es que pretendían comercializar dicha munición por un valor cercano a los dos millones de pesos.

Por otro lado la menor se puso a disposición de la protección de la Policía de Infancia y adolescencia que se encargó de llevarla al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf), donde se hicieron la restitución de los derechos que le asisten y fue entregada a un familiar de la mujer capturada.

El señor coronel José Wilmer García Mendivelso, agradeció a la comunidad por el suministro oportuno de información que permite contrarrestar toda expresión delictiva.

-Publicidad-