-Publicidad-
-Publicidad-

Un saldo de dos vehículos incinerados y dos casas afectadas fue el resultado de una asonada de contrabandistas que al parecer se negaron a un procedimiento de la Policía en Riohacha y decidieron prender el automotor.

El caso se registró en la tarde de hoy, en la calle 16 con carrera 18, barrio San Martin de Loba, donde la Policía Fiscal y Aduanera perseguía un automotor cargado con combustible.

Según las primeras versiones a las que tuvo acceso LaGuajiraHoy.com, el vehículo llevaba 6 tanques de combustible de contrabando y antes de prenderle fuego, el conductor habría tenido un previo dialogo con los uniformados.

-Publicidad-

El comandante de Policía de La Guajira, Coronel Tito Yesid Castellanos Tuay, dijo que los uniformados estaban realizando controles al hidrocarburo, se encuentran, se persiguen y los sujetos al ver la intervención de la policía proceden a quemarlo y además de eso atacan a los policías.

El alto mando indicó que no hubo capturas y tampoco víctimas fatales, pero que con la ayuda de las cámaras de seguridad instaladas en el sector se logró identificar para avanzar en la investigación y seguidamente, capturar a los responsables.

«Hubo una asonada de la gente de atacar a los policías, esto es una gente que llegó posteriormente al incineramiento del vehículo. La gente del sector nos apoyaron», contó Castellanos Tuay.

El alto oficial calificó este hecho como: «acciones delincuenciales, es una clase de terrorismo mediático».

Por su parte, Remedios Redondo, una de las afectadas, dijo que «cuando llegué a la casa encontré a cuatro policías, dos en cada lado. No dejaron que nos acercáramos, pero les estaba pidiendo auxilio porque me interesaba mover el carro, ya que la llama apena estaba empezando, me dijeron que venían los bomberos, pero primero vino el Esmad atropellando a la gente, pero nosotros no los necesitábamos, queríamos era, a los bomberos».

Manifestó también que no encontró apoyo en la fuerza pública y que los daños ocasionados ascienden a más de 400 millones de pesos, fuera del restaurante y el carro; que de ahí se pueden deducir los daños y perjuicios ocasionados a su hermano a quien han dejado en la calle, sin ropa y sin nada.

Argumentó que la Policía en cierta forma es responsable; porque si van a corretear un carro con gasolina, ellos deben ponerse a ver dónde lo van a hacer, no en la ciudad y en donde hayan personas y mucho menos en un sector transitable.

El Cuerpo de Bomberos de Riohacha atendió la emergencia, cuando ya todo estaba consumado. La inspección del lugar estuvo a cargo del Cuerpo técnico de Investigación del Cti de la Fiscalía General de la Nación.

 

-Publicidad-