La caravana la encabezó la Policía Nacional, que recorrieron varias calles importantes de Riohacha.
La caravana la encabezó la Policía Nacional, que recorrieron varias calles importantes de Riohacha.
-Publicidad-
-Publicidad-

Con una solemne misa, el gremio transportador del Distrito se reunió desde tempranas horas en la Terminal de Transporte, para dar inicio a la tradicional celebración de la Virgen del Carmen, denominada Patrona de los conductores, conmemoración que llevan desarrollando hace más de 30 años.

Alcides Martínez
Alcides Martínez.

Durante la ceremonia religiosa, los feligreses llevaron sus objetos más preciados para ser bendecidos por el párroco, quien también recorrió el recinto, bendiciendo cada vehículo allí presente.

Alcides Martínez, conductor de taxi, cuenta que lleva más de 35 años haciendo parte de esta celebración, que es una devoción que surgió no solo por ser conductor, sino, que fue inculcada por sus padres. “Desde pequeño me hicieron participe de las fiestas patronales del Departamento, que homenajeaban a la Virgen y desde ahí en cada viaje o carrera que realizo siempre voy encomendado a la Patrona”.

-Publicidad-
-Publicidad-
-Publicidad-
Omar Augusto
Omar Augusto.

Por su parte, Omar Augusto Del Villar, presidente de la Asociación de Vendedores de la Terminal, expresó que son más de 30 años que cumple de estar apoyando esta festividad, que se ha convertido en la fecha más importante para quienes hacen parte de esta Terminal.

“Es un día que reúne a cada uno de los miembros y familias que integramos la Terminal de Riohacha, así como a devotos de diferentes lugares que llegan hasta acá a conmemorar y a agradecer los milagros y favores recibidos por la santísima Virgen”, indicó Omar Augusto.

Finalmente, con apoyo de la Policía Nacional, conductores, taxistas y miembros de las cooperativas de transporte, en una caravana desfilaron a la Virgen del Carmen por las principales calles del Distrito, como muestra de agradecimiento y respeto por la Santísima, que aseguran, se ha encargado de mantenerlos en bien.