En el cajero de la entidad Bbva le quitaron pero sin darse cuenta la suma de tres millones de pesos a una docente en Fonseca.
-Publicidad-

Parece que a los cajeros electrónicos de la sucursal del banco Bbva en Fonseca le habrían echado escopolamina, esa sería la única explicación que manifiesta la docente a quien sin darse cuenta le vaciaron la cuenta, llevándosele la suma de tres millones de pesos.

La víctima narró que al interior del cajero, no pudo hacer la operación porque sintió mareos y de imprevisto una persona se le  acercó ofreciéndose para ayudarle y fue en ese instante cuando ella supone le hizo el cambiazo de la tarjeta, para luego sustraerle tres millones de pesos, en varias transacciones.

Este episodio ocurrió el pasado sábado cuando la docente se trasladó a la entidad bancaria a realizar la transacción, ya que con ese recurso deseaba pagarle el trabajo de la semana que le construyen su vivienda en la calle 20 con carrera 16, barrio las Delicias, en esta localidad.     

-Publicidad-

A través de una de las cámaras de seguridad que hay instaladas en el sector de la calle 13 entre carreras 16 y 15, donde presta sus servicios la firma crediticia, la profesora pudo ver las imágenes de dos personas que intervinieron en el hecho delictivo, cuando ingresan al banco para cometer el hurto, mientras el tercero los esperaba en el carro donde se movilizaban.