Estas personas deberán responder por los delitos de peculado por apropiación y falsedad en documento público.
-Publicidad-

Utilizando facturas falsas, estas personas se habrían apropiado de una suma superior a COP $1000 millones, así lo asegura la investigación que realiza la Fiscalía General de la Nación.  

Las capturas se realizaron en Riohacha y la ciudad de Barranquilla, estos últimos fueron trasladados a la capital de La Guajira, en donde se realizaría las audiencias concentradas, si se tiene en cuenta que fue aquí en donde se había violentado la ley penal.

Los apresados fueron identificados como: Felix Elías Herrera Cantillo, de 38 años de edad, quien fue capturado en la calle 14 entre carreras 34C y 35, barrio Jorge Pérez en Riohacha.

-Publicidad-

Asimismo, fueron capturados en la Arenosa, Antonio Manuel Hernández Morillo, de 67 años de edad y Francisco Javier Daza García, de 59 años de edad, este último ortopedista. Las aprehensiones fueron realizadas por miembros de la Fiscalía y el Ejército Nacional.

La investigación se inició desde el año 2019 cuando el director de ComfaGuajira, Luis Medina Romero instauró la denuncia de carácter penal y Fiscal luego que uno de sus funcionarios lo alertó de la posible irregularidad que se estaba presentando.

También le podría interesar: Comfaguajira contrató con clínica de garaje y se perdieron 545 millones de pesos

Los implicados le facturaban a la IPS de ComfaGuajira unos servicios de ortopedia; que supuestamente le habían realizado procedimientos médicos a algunos afiliados de la Caja de Compensación.

Un día cualquiera, uno de esos pacientes llegó a la entidad y le preguntaron cómo avanzaba su procedimiento, sorprendiéndose porque nunca había acudido a dicha atención médica, quedando en evidencia que se trataba de un fraude, el cual asciende a una suma superior a COP $1000 millones.

El proceso le correspondió a la Fiscalía 006 Seccional de La Guajira, que trazó un programa metodológico que lo llevaron a solicitarle al Juzgado Promiscuo Municipal de Albania, a expedir las ordenes de capturas que se están haciendo efectivas.

Los implicados deberán aclarar su situación ante un Juez con funciones de control de garantías y le serán imputados los delitos de peculado por apropiación y falsedad en documento público. Una fuente de entero crédito indicó que se seguirán materializado otras órdenes de requerimientos que están pendientes.

-Publicidad-