Al frente del cementerio de Riohacha, fue dejado dentro de un contenedor de basuras una criatura recién nacida de sexo femenino, sin vida.
-Publicidad-

Un reciclador que buscaba algo que le sirviera, resultó encontrando un recién nacido envuelto en una bolsa de color negro ensangrentado, con una herida en el cuelo y sin vida.

De este hecho, los vecinos del sector culpan a un taxi de color amarillo, de donde descendió un hombre y lanzó la bolsa al contenedor. Las autoridades revisan las cámaras de seguridad del sector para tratar de localizar el vehículo en mención.

Luego el reciclador observó el niño, le avisó a los vecinos, quienes se fueron acercando, formándose un tumulto, entre ellas, llegó Sonia Bermúdez Robles, mujer con experiencia en medicina forense, indicado que trataba de una criatura con una herida en el cuello.

-Publicidad-

Bermúdez Robles observó bien el recién nacido y manifestó que se trataba de niño de sexo femenino y que probablemente falleció degollada.

Este episodio ocurrió pasadas las 6:00 de la tarde de este domingo. Una comisión del Cuerpo Técnico de Investigación fue la encargada de realizar la inspección ocular del cuerpo, y trasladándolo a la morgue para practicarle la necropsia. 

Este caso ha sido rechazado por los riohacheros a través de las redes sociales y le han pedido a las autoridades que investiguen bien esta execrable crimen y capturen a los responsables.