Regularmente, los conductores comentan sobre cómo le fue en la vía, casi siempre se refieren a algún atraco del que fueron víctimas.
-Publicidad-
-Publicidad-

A decir de los conductores y pasajeros los antisociales ya están “cebaos” y cometen sus ilícitos sin despeinar a las autoridades que vigilan el corredor carreteable entre Maicao y Porciosa, pasando por garrapatero, uno de los principales centros de operaciones de los delincuentes que ahora usan uniformes del ejército.

A los ocupantes del vehículo de color amarillo fue al que les quitaron más de dos millones de pesos y los celulares.
A los ocupantes del vehículo de color amarillo fue al que les quitaron más de dos millones de pesos y los celulares.

Este sábado por ejemplo cometieron dos atracos uno entre Maicao y Carraipía y el otro cerca a la entrada de la vereda Garrapatero, donde según una de las pasajeras actuaron con sevicia y barbaridad ya que les hicieron disparos para obligarlos a detener el automóvil.

“Nos salieron tres bandidos vestidos como si fueran soldados, dos a los lados y uno adelante que nos apuntaba incisivamente ante lo cual el chofer no tuvo otra que parar. Nos quitaron más de dos millones de pesos y los celulares” relató una señora que venía de Valledupar recordando que el asalto fue a las 6:20 de la mañana.

El gris también fue asaltado y se llevaron todo poniendo en peligro a sus  ocupantes porque le dispararon  ahí tienen los impactos.
El gris también fue asaltado y se llevaron todo poniendo en peligro a sus ocupantes porque le dispararon, ahí tienen los impactos.

Conductores de las distintas líneas aseguraron a este medio que los atracos son a diario y que ya se ha vuelto costumbre de tal manera que no pasa de ser un comentario entre compañeros y pasajeros cada vez que algo similar ocurre en la vía.

“Para nosotros ya esto es normal, sino hacen nada las autoridades, nosotros qué podemos hacer. Muchas veces paramos mientras atracan a un compañero y cuando terminan, seguimos como si nada” dice un chofer.

En algunas oportunidades internan los carros en las trochas y en otros casos los atracan de rapidez en la misma carretera y luego los hampones se internan en el monte.

-Publicidad-