Alexander De Jesús Mendoza Mengual, el joven de 18 años, asesinado este lunes festivo.
-Publicidad-
-Publicidad-

Tendía tres días de estar en Riohacha luego de ‘jurar bandera’ en un batallón de Cundinamarca. Hay tres heridos del mismo caso

Alexander De Jesús Mendoza Mengual, el joven de 18 años que la mañana de este lunes 3 de junio perdió la vida cuando presuntamente enfrentó a patrulleros de la Policía que le habían solicitado detenerse cuando en compañía de otros jóvenes, hizo caso omiso a un requerimiento oficial para que se detuvieran en un puesto de control, era un militar activo que acababa de ‘jurar bandera’ en una guarnición militar de Cundinamarca.

Joven guajiro muerto en la mañana de este lunes festivos al parecer a manos de la Policía

El joven se transportaba en una motocicleta con un amigo con el que al parecer había estado departiendo durante la noche y ya en la madrugada, se presentó el hecho en el que los dos muchachos, al parecer hicieron caso omiso las voces de alto de los uniformados. Se indicó por parte de familiares, que cuando los muchachos pasaron por el puesto de control, fueron atacados a bala y por eso el joven Alexander De Jesús, tiene una herida de proyectil de arma de fuego que penetró por la espalda.

En la clínica se enfrentaron con policías

La familia indicó que al enterarse de las heridas que tenía el joven, todos partieron para la clínica Cedes donde les habían indicado que fue llevado el herido y al llegar allí les informaron que el joven había fallecido y entonces los familiares quisieron entrar a la clínica para buscar a Alexander De Jesús y fue allí cuando se armó la anarquía por la confrontación de familiares, inicialmente con los vigilantes.

-Publicidad-
-Publicidad-
-Publicidad-

Desde la clínica y el exterior de la misma, se llamó al número de urgencias de la Policía y se pidió ayuda para controlar a las personas que se querían meter al centro asistencial por la fuerza.

Según el comandante de la institución armada, cuando sus policías llegaron al exterior de la clínica en la calle 13 y trataron de imponer el orden, fueron atacados por los familiares del joven baleado.

Hubo muchos tiros y miedo afuera de la clínica

Algunas personas que trabajan en el comercio informal en los alrededores de la clínica dijeron que fueron momentos de mucho temor, porque había cuchillos en las manos de civiles y otros hombres se armaron con piedras y atacaban a los policías.

Indicaron que uno de los uniformados fue impactado por una piedra en la cabeza y sigue con vida por la protección que le dio el casco de seguridad porque el golpe fue certero y no haber estado protegido fuera hombre muerto.

Aminta Isabel Barros, es la abuela de Alexander y quien lo había criado y manifiesta que ellos fueron atacados y que Alexander en ningún momento lo atacó, sino que no se detuvieron en el puesto de control. Ella indica que, frente a la clínica volvieron a ser atacados por los policías y es cuando resultan tres personas más con heridas.

La hermana del difunto está herida

Indicó la abuela que Adriana Mendoza, es hermana del difunto y en la actualidad está vinculada con la Policía en condición de patrullera, dice que ella al enterarse de la muerte de su hermano, fue uno de los que quisieron penetrar a la clínica para ver lo que estaba pasando, pero se lo impidieron y cuando estaban enfrentados, una bala, que ellos indican fue disparada por el grupo de policías, golpeó en una estructura y luego la lesionó en una de sus piernas. La patrullera fue ingresada a la misma clínica Cedes.

Un sobrino del fallecido dijo que en total tienen tres heridos y hay dos más, familiares de ellos, que se encuentran internados en la urgencia del hospital Nuestra Señora de los Remedios donde están recibiendo el tratamiento correspondiente.

En calma ya se encontraba alrededor de la clínica cedes de Riohacha.

La investigación la hace el CTI de la Fiscalía

La investigación por el homicidio del joven militar y las lesiones con armas de fuego a tres más fue asignada al Cuerpo Técnico de Investigaciones de la Fiscalía (CTI) con el objeto de brindar más garantías a los afectados.

Las averiguaciones para determinar lo que realmente pasó alrededor de este hecho que alteró todo el sector alrededor de la clínica y buena parte de la ciudad de Riohacha, ya están en marcha y desde la misma mañana empezaron a llegar a la clínica y sus alrededores los funcionarios de policía Judicial del CTI, acopiando la información primaria para el avance de la investigación lo más pronto posible.