Un hombre que hoy
tenía audiencia ante un Juez de la República, decidió quitarse la vida guindándose
a un palo de mango, utilizando un hico, así se conoció aquí.
Se trata de Pedro Manuel
Coronado Vega, quien se encontraba inmerso en un problema de extorsión, situación que
le había deparado detención domiciliaria.
El episodio ocurrió
hacia las 2 y 30 de la madrugada de hoy en el barrio La Esperanza de San Juan
del Cesar. Se dijo que minutos antes había discutido con su compañera
sentimental, con quien tuvo varios hijos.
Se conoció de
manera extraoficial que la estaba ahorcando, ella como pudo salió a la calle y
pidió auxilio  a los vecinos.
Comentan que
cuando regresó, observó la dantesca escena. Su marido estaba colgado con un
hico en el palo de mango y sin signos vitales.
Igualmente se ha
dicho, que el occiso era conductor y prestaba servicio de transporte intermunicipal.
En ese ejercicio hacía servicios de taxis a personas que resultaron involucradas
en extorsión y esta situación lo salpicó.