Se reactiva paulatinamente actividad económica de la ciudad, el comercio.
Se reactiva paulatinamente actividad económica de la ciudad, el comercio.
-Publicidad-

Con el aligeramiento de las medidas, los decretos y los toques de queda en el municipio de Maicao, la actividad comercial ha propiciado un aumento de ventas sutil, lo que ha permitido la reactivación paulatina de la principal actividad económica de la ciudad.

Así lo indicaron empresarios que poseen almacenes, colmenas y negocios en la zona céntrica de la ciudad, dado que la habitual clientela de la Vitrina Comercial de Colombia está lejos de ser lo que históricamente representaba, sin embargo, poco a poco han podido generar ingresos para recuperar capitales o, al menos, salir de deudas.

Nabil Elnezer
Nabil Elnezer

Para algunos empresarios, como el señor Nabil Elnezer, propietario de un almacén de calzado, la reactivación no será completa hasta que se regularice el transporte terrestre y aéreo, y se permita la entrada de turistas a la ciudad.

-Publicidad-

«El comercio se vio bastante impactado con la pandemia porque aquí se vive del comercio, no solo nosotros, también los vendedores informales. Ahora se está reactivando la economía, pero muy lentamente. Muchos comerciantes nos transportamos con frecuencia a Bogotá y esperamos que el gobierno nacional permita los vuelos Riohacha-Bogotá», indicó a La Guajira Hoy.

Ana Herrera
Ana Herrera

«Desde que se ha venido abriendo al público se percibe un aumento del movimiento en las calles. Gracias a Dios acá hemos podido realizar algunas ventas, pero es cuestión de que las medidas permitan que podamos trabajar más», manifestó la joven Ana Herrera, dependienta de un almacén de ropa.

Otros comerciantes que laboran en colmenas manifestaron haber sufrido el abandono del gobierno nacional, departamental y municipal cuando las restricciones fueron más severas. Dijeron haber esperado fuentes crediticias y ayudas para mantener los negocios, pero les tocó reiniciar labores sin apoyo ni garantías.

Jhon Alvarado
Jhon Alvarado.

«El tiempo sin trabajar nos afectó mucho porque los arriendos y los servicios no esperan. Nosotros no contamos con ayuda el gobierno ni la administración municipal. Ahora seguimos endeudados y tratando de pagar porque muchos nos quedamos sin capital. Por lo menos se está viendo clientes por la cercanía de diciembre», manifestó Jhon Alvarado, propietario de una colmena frente a la Plaza Simón Bolívar.

Yudith Colina
Yudith Colina.

«Al llegar la pandemia quedé completamente inactiva, encerrada y prácticamente quedé en quiebra. Ahora se ha ido mejorando la situación porque sobreviví trabajando como niñera mientras pasaba lo más rudo de la pandemia», explicó Yudith Colina, vendedora de café en la Plaza Bolívar.

Zoila Silva
Zoila Silva.

«Poco a poco se está reactivando la economía de Maicao. Hay días buenos, días malos y días críticos sin una sola venta, pero a pesar de todo estamos trabajando. No es como antes todavía, eso sí», dijo Zoila Silva, reconocida comerciante de ropa femenina en una colmena de la calle 12 del centro de Maicao.

Ruperto Enrique Ortíz Muñóz
Ruperto Enrique Ortíz Muñóz.

Por otra parte, emprendedores como el señor Ruperto Enrique Ortíz Muñóz manifestaron que la reactivación no será total hasta tanto la frontera siga cerrada y «mientras tengan al Cerrejón aguantado, Maicao no tendrá vida porque los clientes fuertes vienen de Venezuela o son trabajadores de las minas».

Zaher El Rada
Zaher El Rada.

«Las pérdidas de los comerciantes han sido grandísimas porque los servicios y los arriendos no pararon, así que mientras no se regularice el tema del transporte y los pasajes justos esto seguirá mal. Con el día del amor y la amistad sí percibimos algunas ventas, pero no es algo significativo. Algunos pudimos recuperar el capital y salir de deudas», explicó Zaher El Rada, comerciante de carteras y bolsos.

Brayan Carrillo
Brayan Carrillo.

Los dueños y encargados de remates en Maicao manifestaron esperar que los horarios de trabajo puedan extenderse, puesto que la nueva normalidad les ha afectado para poder laborar con holgura para sus clientes.

«Tenemos un buen flujo de clientes, se podría decir que estamos pudiendo trabajar, pero el horario recortado nos afecta porque la hora de cerrar es a las 04:00 de la tarde y a esa hora es cuando mucha gente sale a comprar porque ha bajado el calor», explicó Brayan Carrillo, encargado de un remate de mercancía variada.

-Publicidad-