Iglesia de San Martin de Porres de Maicao.
Iglesia de San Martin de Porres de Maicao.

Fratelli tutti; todos somos hermanos. Con esta expresión invocando una encíclica papal, el sacerdote Jesús Darío Vega Plata, párroco de la iglesia de San Martin de Porres de Maicao, inicio su intervención para pedir a los guajiros y a Colombia en general, orar por los hermanos policías que vienen siendo intimidados por grupos al margen de la ley. 

Este es un mensaje de amor, paz, reconciliación y de justicia social para el pueblo colombiano, desde esta frontera donde nos unimos con las palabras de monseñor Víctor Manuel Ochoa Cadavid, obispo castrense de Colombia, donde ha dicho: No más dolor de patria. La muerte de uno de nuestros héroes, siempre será recibida con dolor de patria” manifestó el presbítero. 

El sacerdote recordó en su rechazo a la muerte violenta de los uniformados el himno de la Policía, donde dice que ellos llevan a su patria en su corazón y donde creen en su destino y esperan verla siempre grande respetada y libre. 

-Publicidad-
-Publicidad-
-Publicidad-

Nos duelen nuestros hermanos que están cayendo en esta batalla fratricida en un país del Sagrado Corazón de Jesús, donde todos deberíamos tener un corazón lleno de amor y perdón”, dijo Vega. 

Jesús Darío Vega Plata
Jesús Darío Vega Plata.

Expresó que la iglesia en Maicao se une a esta institución histórica del país, que ha servido al bien de la sociedad y al bien de la comunidad. “Nos unimos a sus familias que están llorando a estos seres queridos que han perdido la vida por defender la patria”, enfatizó. 

Dijo que desde Maicao damos las manos para agarrar las de los que sufren y nuestro corazón para acompañar a las madres, a sus esposas y a sus hijos en este momento de duelo. El cura párroco expresó visiblemente dolido, que valga la pena que cada maicaero, cada guajiro, cada colombiano se una a este dolor y al rechazo total de la violencia en este país, sea quien sea, porque todos somos hermanos. 

Esa frase del papa Francisco, fratelli tutti, todos somos hermanos, no indica que no reclamemos, sino que amemos, para que no seamos una sociedad caínica, sino en una sociedad del padre nuestro, para que nos amemos a través de los hermanos”, dijo. 

Vega dijo que hay que respetar al policía que sabe entender y defender a la humanidad, a aquel que lleva como escudo protector a Dios, a aquel que saluda ¡Dios y Patria! y a aquel que tiene la pulcritud, la integridad, el decoro y el uniforme policial. 

 “Desde Maicao, desde la parroquia San Martin de Loba, unido a los sacerdotes de esta vicaría a la parroquia de San José, reciba la familia Policía, nuestras condolencias, pero también nuestras palabras de esperanza para que seamos un pueblo lleno de paz, amor y de justicia” expreso Vega. 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here