Las opiniones expresadas en las columnas de opinión son responsabilidad exclusiva de los autores y no representan necesariamente la posición oficial de laguajirahoy. Escríbale al autor a [email protected].


-Publicidad-

Siempre hemos estado en caos, pero ¿Qué es el caos? Y ¿por qué es el tema principal hoy en día?

Miremos un poco sobre lo que significa; en algunos relatos cosmogónicos griegos, el Caos es aquello que existe antes que el resto de los dioses y fuerzas elementales, es decir, el estado primigenio del cosmos.

Otro concepto define que el caos habitualmente se refiere a lo impredecible. Debido a variaciones lingüísticas, el significado de la palabra se desplazó a desorden y confusión.

Este último es que tomaremos como referencia en esta columna de opinión, en días pasados en mi WhatsApp subí un estado de un libro que estaba leyendo, alguien me respondió el estado preguntándome ¿de verdad estás leyendo tan relajado estando el mundo en caos?

Leí detenidamente esa pregunta y pensé mucho en la respuesta que daría, pensé en lo que estaba pasando actualmente; el escándalo por las revelaciones de Anonymous y las protestas que están viviendo en Estados Unidos, la situación con la pandemia, lo aterrorizados que estaban las personas por unas abejas asesinas.

Y al observar todos esos sucesos, pensé; ¿en realidad lo llamamos caos simplemente porque está pasando en un país poderoso? ¿Solo por eso lo estamos llamando caos? ¿Y qué hay del pasado?

¿Acaso el genocidio en Ruanda en 1994 no fue un caos? ¿Acaso la masacre en bahía Portete en La Guajira en 2004 no fue un caos? o las protestas en Francia, Puerto Rico, Venezuela, Colombia, Chile, Bolivia ¿No fueron un caos? donde estudiantes fueron asesinados, maltratados y desaparecidos.

¿Acaso el cambio climático, las sequías, las inundaciones, la extinción de animales, no es parte del caos?

Recientemente el país del Salvador pasó por una tormenta tropical donde muchas familias quedaron sin nada. Esto genera caos en las personas.

A esos casos no lo llamamos caos pues no son de importancia para nosotros, sectorizamos la importancia de los hechos que suceden en el mundo y eso nos hace ver solo lo que pasa en otros lados.

Y cuando pasa en nuestro territorio lo llamamos “normal”, en La Guajira el 65 % de las personas están desempleadas, viviendo de la informalidad y la criminalidad en aumento, eso es un caos.

En Colombia, pese al confinamiento y reglas para poder convivir y sobrellevar la pandemia; siguen asesinando líderes sociales, siguen talando árboles y dañando el medio ambiente, siguen los abusos de poder, el acoso y la corrupción. En Colombia vivimos en caos desde nuestra independencia.

Brasil se ha convertido en uno de los países con más casos de Covid–19, eso es un caos; en el pasado vivimos guerras, la primera y segunda guerra mundial, la guerra de los 7 mares, la guerra fría, la guerra civil que vivimos en Colombia por más de 50 años.

Al pensar todo esto, me decidí a responder ese mensaje en WhatsApp donde me preguntaban el por qué estaba tan tranquilo con el mundo en caos y al parecer no fue lo que esa persona esperaba, pero logré que pudiera entender la verdad de la situación. 

Mi respuesta fue: el mundo siempre ha estado en caos, solo que ahora el ser humano tiene el tiempo libre para darse cuenta del desorden que siempre ha azotado al mundo.

Y es así, anteriormente solo nos enfocábamos en trabajar, pagar cuentas, salir con amigos, dormir, ir a fiestas y comer. Nos ocupábamos demasiado que no le dedicábamos un minuto a saber qué pasaba en el mundo, sobre la economía, el racismo, la xenofobia, la homofobia, corrupción en las iglesias y en los gobiernos.

Lo sabíamos, sabíamos que todos estos problemas existían, pero no le dábamos la importancia ni el tiempo para analizar el impacto de estos problemas, y solo gracias a la cuarentena impuesta por el gobierno a causa de la pandemia, es que tenemos ese tiempo libre para ver lo que realmente pasa en el mundo.

El caos siempre ha existido desde los inicios del mundo y la humanidad y no se acabará, pues haciendo referencia a la Teogonía de Hesíodo, Caos fue lo primero que existió, es decir, para que exista un orden y equilibrio, siempre existirá primero el caos.

-Publicidad-