Una obra pequeña que se estaba realizando en el centro
de la ciudad sin el previo consentimiento del municipio, fue paralizada y los
trabajadores detenidos.
La decisión la tomó el  Secretario de Obras del Municipio, Julio Vega
Ramírez y la Inspectora de Policía, Milagros Puente Vidal, luego de encontrar
los trabajadores en plena faena.
La diligencia se realizó en las narices del Palacio
Municipal; en donde cuatro personas estaban rompiendo el pavimento en la calle segunda
entre carreras 7 y 8. Hecho que puso en conocimiento a la inspección de
policía.
La detención de los obreros se produjo por no tener ni
el permiso de rotura de pavimento que expide la alcaldía, ni el permiso de
cierre de vía que expide el Instram, por lo que se considera daño en bien de
uso público.
Ante el hecho el Secretario de Obras e Infraestructura
manifestó que la Administración Municipal 
está a disposición de todos los ciudadanos para brindar atención y facilitar
los trámites correspondientes.
Por su parte el Alcalde Rafael Ceballos Sierra indicó
que “Con este caso se sienta un precedente, no se puede abusar de los bienes
públicos y la intervención de cualquier vía pública debe contar con el permiso
de la Administración Municipal”.

2 COMENTARIOS

  1. Felicitaciones por esto a la administración Municipal, esto es lo que hace falta en Riohacha, poner orden!!! Yonith Patiño.

Comments are closed.