Funcionarios de Servicios Públicos distrital caminan el centro de la ciudad socializando en comparendo ambiental que entrará en vigencia próximamente.
Funcionarios de Servicios Públicos distrital caminan el centro de la ciudad socializando en comparendo ambiental que entrará en vigencia próximamente.
-Publicidad-

Según ley nacional, se instauró en el territorio la aplicación del comparendo ambiental a todos aquellos infractores de las normas de limpieza, aseo y recolección de desechos sólidos.

Así lo dio a conocer la administración, que estableció que para corregir dichos desacatos se ha puesto en marcha medidas pedagógicas y sanciones económicas para quienes incurran en infracciones asociadas al manejo inadecuado de los residuos sólidos, la salud pública, la calidad ambiental y la sana convivencia.

-Publicidad-
-Publicidad-

Funcionarios de Servicios Públicos distrital caminan el centro de la ciudad socializando en comparendo ambiental que entrará en vigencia próximamente.«Mediante un trabajo interinstitucional, la Alcaldía viene realizando campañas de sensibilización en los distintos puntos de mayor afluencia de residuos sólidos, con el objetivo de que la comunidad conozca sobre los horarios establecidos para la recolección y la disposición correcta de los residuos en áreas públicas, teniendo en cuenta lo expuesto por el ministerio de Medio Ambiente mediante la Resolución Número 2184 de 2019», indicó Hader Ramírez Paternina, director de Servicios Públicos distrital.

Funcionarios de Servicios Públicos distrital caminan el centro de la ciudad socializando en comparendo ambiental que entrará en vigencia próximamente.Igualmente reveló que para hacer valer estas reglas que van en pro del medio ambiente, la medida pedagógica se viene adelantando a través de la Secretaría de Infraestructura y Servicios Públicos, que realiza visitas técnicas, inicialmente a establecimientos públicos y comerciales.

Así mismo dio a conocer que viene desarrollando campañas pedagógicas sobre el buen manejo de residuos, de los desechos, la publicidad y todo aquello que pone en riesgo la armonía social y el estado óptimo de los recursos naturales.