Los niños, niñas y padres de familia se reunieron en un reducido grupo con el fin de guardar las normas de protección y realizaron un compartir
Los niños, niñas y padres de familia se reunieron en un reducido grupo con el fin de guardar las normas de protección y realizaron un compartir.
-Publicidad-
-Publicidad-

El sencillo pero significativo evento se llevó a cabo en las instalaciones de lo que queda del viejo estadio municipal Hernando René Acosta de la ciudad.

Allí los niños, niñas y padres de familia se reunieron en un reducido grupo con el fin de guardar las normas de protección y para despedirse por este ciclo del profesor de educación física, deportes y recreación Olivert Andrés Alfaro Fernández, oferente central y responsable de la Escuela de Patinaje Iron Skate.

Los niños, niñas y padres de familia se reunieron en un reducido grupo con el fin de guardar las normas de protección y realizaron un compartir«Como todo, fue un año muy duro. Despegamos en enero con todo pero la bendita pandemia nos frenó y tuvimos que guardar los patines» dijo el profesor.

-Publicidad-

Manifestó que aunque los muchachos querían seguir en sus prácticas todos teníamos miedo y con los padres de familia acordamos que era necesario por responsabilidad con los niños hacer un pare y así lo hicimos.

“De todas maneras hace pocas semanas retomamos el trabajo y ya los muchachos tienen otro ambiente aunque en la pandemia algunos me aumentaron de peso, pero ya habrá el momento para ponerlos en forma de nuevo” dijo Alfaro.

Iron Skate, con medio centenar de alumnos es una de las escuelas de patinajes más reconocidas de la ciudad por su orden, disciplina, cumplimiento y profesionalismo, aspectos en los que están comprometidos no solo su director, sino los padres de familia y sus aventajados alumnos.

-Publicidad-